santafe
Martes 12 de Abril de 2016

Por la emergencia hídrica piden no sacar los residuos este martes en la ciudad

El Centro de Operaciones del Gobierno de la Ciudad informó que el Salado alcanzó su pico de 6,82 m y se mantiene estable, mientras que el Paraná registra una altura de 6,28 m en el puerto de Santa Fe en la segunda onda de crecida. 

Se realizó hoy una nueva reunión del Centro de Operaciones del Gobierno de la Ciudad para evaluar la situación de la emergencia hídrica y las acciones que lleva adelante el Municipio. En ese marco, la secretaria de Comunicación, Andrea Valsagna, brindó información actualizada acerca del estado de la capital provincial ante las crecidas de ríos y la lluvia caída. Al mismo tiempo, anticipó previsiones climáticas y dio cuenta de las tareas que el Municipio está llevando adelante para evacuar el agua y para asistir a las familias afectadas. 
En tal sentido, Valsagna recordó lo expresado por el intendente José Corral en cuanto que “estamos atravesando el momento más crítico de la emergencia hídrica ya que tenemos los dos ríos altos, con crecidas extraordinarias, y se enfrenta más de 12 días de incesantes lluvias”. Es por ello que, ante el pronóstico de inestabilidad, la funcionaria remarcó: “solicitamos a los vecinos que este martes por la noche no saquen sus residuos de manera de evitar que haya una nueva complicación para que el agua escurra por los desagües de la ciudad”.
Punto crítico
“Los dos ríos se mantienen en niveles muy altos, ambos por encima de los 6,20 metros”, aseguró Valsagna y puntualizó: “El Salado está en 6,82 metros; ahora debería comenzar a descender aunque será lentamente ya que esto está determinado por las lluvias que continúan aconteciendo en el centro norte de la provincia. Por su parte, el Paraná continúa creciendo -en este momento está en 6,28 metros- aunque los valores que arrojan los registros de la cuenca norte indican que el nivel está bajando por lo tanto debería comenzar a hacerlo en poco tiempo más en nuestra región”. 
Acerca del estado de las defensas, la secretaria de Comunicación y directora de Resiliencia expresó: “Estamos desarrollando un monitoreo permanente del sistema de defensas y sus correspondientes puntos de bombeo para extraer el agua y mantener libres los reservorios. La defensa del oeste es la que está más consolidada y, por tanto, no tendría que tener inconvenientes. En las defensas de la costa hemos reforzado el equipamiento de bombas para extraer más eficazmente el agua acumulada y, así, facilitar el escurrimiento. Pero hay que tener en cuenta que el suelo ya no tiene capacidad de absorción y eso dificulta los trabajos”.
En tal sentido, Valsagna subrayó el trabajo de los equipos técnicos del municipio, que “están haciendo una supervisión detallada de los 78 puntos de bombeo que tiene la ciudad, para garantizar su correcto funcionamiento”.
En cuanto a la recomendación dirigida a los vecinos para que este martes por la noche no saquen sus residuos, Valsagna anticipó: “se prevé que la lluvia de hoy no sea alta intensidad pero como ya llevamos acumulados más de 200 milímetros en el mes y con los ríos en niveles tan altos, las precipitaciones complejizan la situación. Entonces, para evitar mayores problemas en el escurrimiento del agua, es que solicitamos a los vecinos que no saquen sus residuos esta noche”. 
Asistencia a las familias
En cuanto a la situación de los vecinos, Valsagna indicó: “La zona conocida como la vieja Tablada está afectada por la crecida del Salado, ya que está fuera del anillo de defensa. Tenemos cinco familias evacuadas en el Polideportivo, asistidas constantemente por personal municipal y brindamos asistencia a las otras familias que decidieron autoevacuarse en el rulo de la ruta, a quienes les insistiremos para que nos permitan trasladarlos a un lugar seguro y seco. Tenemos otro grupo de seis familias que están en la vecinal Schneider y se mantienen las 157 familias evacuadas por la crecida del Paraná en la zona de la Costa”. 
Por otro lado, explicó que “existe dificultad de transitabilidad en muchos lugares de la ciudad, en especial donde las calles son de tierra o de arena, como en el norte y en la Costa, porque continúa lloviendo. El transporte publico tiene inconvenientes en zonas puntuales de acuerdo al estado de las calles. Las línea 1, 11, 13 y 18 están realizando recorridos alternativos. Es por eso que vamos a continuar informando constantemente ante cualquier modificación”.