santafe
Viernes 14 de Agosto de 2015

Socavón: comercios ubicados en Bulevar y Urquiza disminuyeron sus ventas en un 50%

Es la estimación que hicieron los dueños de los negocios más próximos al hundimiento. Cuatro de esos comercios presentaron carta documento a Assa pidiendo resarcimiento por las pérdidas

El 23 de febrero, el pavimento en la esquina de Urquiza y Bulevar cedió. Lo que comenzó siendo un pequeño hundimiento, se terminó transformando en un socavón de grandes dimensiones, y lo que en un primer momento fue un problema puntual, hoy se siente también en otras zonas de la ciudad. La aparición de otro socavón en Bulevar y Rivadavia o los problemas que presentan algunas viviendas en barrio Candioti denotan la existencia de un problema más profundo que envuelve a la red cloacal y de agua de la ciudad.

LEER MÁS: Socavón de Rivadavia: reemplazaron el caño y ahora comienza el relleno del terreno
 
En el medio quedaron los comerciantes y vecinos de los lugares afectados. Para los negocios de la zona cercana a Bulevar y Urquiza el problema que comenzó a principios de año hoy continúa y las pérdidas en las ventas en algunos casos llegan al 50%. Así lo señaló Alfredo Forni, dueño de Mi Sandwichito quién además se quejó de que por el socavón de Rivadavia y Bulevar se han paralizado las obras en esa esquina. 
 
“Esto va muy lento, y estamos hablando con los vecinos para ver si conseguimos que apuren la cosa”, señaló. Dijo además que la lluvia de los últimos días ha generado mucho barro y esto ha dificultado también el tránsito de los peatones. “El panorama comercial actual es malo, pero esperemos que se llegue a terminar la obra antes de que empiece el verano para poder recuperarnos”, indicó.
 
Por su parte, el dueño de la carnicería Santa Ana de Bulevar al 3000, Mariano Zanutigh, dijo que los meses desde que se produjo el socavón en calle Urquiza “fueron muy bravos”, y que por este motivo se hizo una presentación a Aguas Santafesinas por intermedio de un abogado. 
 
“Básicamente, seguimos renegando acá, y por ejemplo en la vereda de enfrente hay un negocio que ya está por cerrar. Hay vecinos que están charlando para hacer una presentación judicial porque no hay respuesta ni de la empresa, ni de nadie sobre cuánto tiempo puede llegar a demorar esto. No hay perspectivas de que esto se vaya a solucionar”, enfatizó. 

LEER MÁS: Socavón de Urquiza: habilitaron asistencia financiera para comercios y empresas
 
Sobre las pérdidas estimadas, el carnicero dijo que en los tres meses que estuvo la calle cortada perdió alrededor de 160.000 pesos y agregó: “Somos un comercio chico, del que viven cinco familias, ni hablar de los dos bares de la esquina, o de la farmacia de enfrente. A todos nos ha perjudicado y resulta muy difícil recuperarnos de este golpe, porque no tenemos a nadie que nos ayude más allá del pequeño préstamo del Ministerio de la Producción. Pero a mí no me sirve un préstamo, necesito una solución”, reclamó.
 
Zanutigh señaló que a pesar de que esta vez la mano que corre de este a oeste está habilitada, ha perdido nuevamente las ventas que recuperó cuando se terminó de reparar por primera vez el socavón.

     
Afectados. Tanto Forni, como sus empleados vienen resistiendo desde comienzo de año las consecuencias del  socavón  / Foto: Mauricio Centurión - Uno Santa Fe
 
“Toda la gente que puede llegar a venir a la carnicería lo hace por las calles laterales, y a la gente de los countries la perdimos toda. Vienen por autopista, entran por la cancha de Unión y esquivan esta zona. Habíamos caído en un 50% en ventas, recuperamos un 15, y lo volvimos a perder porque nuevamente no transitan autos”, se quejó.

Pedido de resarcimiento
En diálogo con Diario UNO, Julio Borlle abogado que representa a los dos bares, la carnicería y la farmacia que están sobre Bulevar entre Urquiza y 4 de Enero contó que presentó carta documento a Assa reclamando los daños y perjuicios generados por los cortes de calles y por el socavón, y que esa misma nota se presentó también a la Municipalidad, y se dejó una copia de la misma al Enress para que esté al tanto del asunto.
 
Al respecto, Borlle comentó que la única respuesta recibida fue una carta calificando como improcedente el reclamo y que nunca nadie se acercó a dar una explicación ni a preguntar cuáles eran los daños.
Carnicería. Mariano, y sus colaboradores contaron que se siente mucho la pérdida de clientes por tener la calle cortada / Foto: Mauricio Centurión - Uno Santa Fe
 
Sin embargo, el letrado resaltó la actitud del municipio, que sin haber sido intimado, se acercó y colaboró con una “pequeña ayuda económica” para el pago de salarios de los empleados de los comercios afectados. 
 
El tiempo de la prescripción para cualquier reclamo es de dos años que se cuentan desde el 23 de febrero que se produjo el primer hundimiento en la calzada. En este sentido, y ante la indefinición acerca de los tiempos que demandará la reparación total del hundimiento, la idea del representante legal es esperar para presentar una demanda y así poder cuantificar los daños y el perjuicio ocasionado a los negocios.
 
Para hacer este primer reclamo, sin hablar de cifras el abogado contó que se tomó en cuenta la disminución de las ventas de cada negocio y se hizo también un cálculo de los costos fijos que por más que disminuyan las ventas siguen estando. 
En Rivadavia y Bulevar también caen las ventas
El hundimiento en la calzada de la esquina de Bulevar y Rivadavia que se produjo a principios de mes también está trayendo dificultades a los negocios de la zona, y en diálogo con Diario UNO, Alfredo, el encargado de la pinturería ubicada en esa intersección sostuvo que hubo una merma importante de entrada de público desde que se cortó la calle para realizar la reparación.
Contó que la caída en las ventas en estos días ha sido del  50% al menos y que en parte mantienen las ventas gracias los clientes de empresas constructoras que tienen cuenta corriente.