santafe
Martes 08 de Marzo de 2016

Tras 75 días sobre los 5,30 m, el río volvió al nivel de alerta

En la ciudad, el Paraná tuvo su pico el 5 de enero cuando llegó a 6,61 m. A pesar de la importante bajante que tuvo en los últimos días, el agua volverá a crecer en las próximas semanas

Después de estar 75 días por encima del nivel de alerta (5,30 metros), este martes el río volvió a esa marca. Desde el 24 de diciembre del año pasado, cuando el agua superó esa altura, el Paraná siempre se había mantenido por encima del nivel de alerta en la ciudad. Incluso en la víspera de la Navidad, Prefectura Naval Argentina había registrado a las cero horas una marca de 5,15 metros en el hidrómetro del Puerto local. Sin embargo, solo 18 horas después el mismo instrumento de medición –ubicado en el Dique 2– indicaba que el río ya había llegado a los 5,32 metros, lo que mostraba un ritmo de crecida inusual para este tramo del río.
 
La creciente continuó hasta el 5 de enero de este año cuando se llegó al pico de 6,61 metros. A partir de ese momento comenzó un leve pero sostenido descenso que llegó hasta este martes al volver a los 5,30 metros en su medición de las 6 y se mantuvo estacionario en el registro de las 12.
De todas formas, las buenas noticias tendrían un impasse en los próximos días debido a que las lluvias que se vienen produciendo en la alta cuenca del río Paraná comenzarían a hacer un aporte hídrico que hará crecer el nivel de las aguas.
 
Ese comportamiento ya se viene observando en el puerto de Reconquista que el 28 de febrero registró 5 metros (el nivel de alerta de ese puerto es 5,10 metros) y a partir de ese día volvió a crecer lentamente hasta llegar este martes a los 5,28 metros.
 
En su último informe sobre la situación hidrológica, el Instituto Nacional del Agua (INA) anticipó este cambio al decir que en el río Paraná, en su tramo en el territorio argentino, “se revertirá levemente la tendencia descendente”. En tanto se espera que hoy se actualice el pronóstico que realiza ese instituto.
 
Por otra parte, el gobierno de la provincia indicó este martes que aún hay 394 familias evacuadas (un total de 1.606 personas) en la provincia por la actual crecida. La mayor cantidad de evacuados se concentra en el departamento La Capital, con 611 personas en el Gran Santa Fe; 169 personas en la localidad de Arroyo Leyes; y 15 en Santo Tomé.