Ovación
Sábado 15 de Agosto de 2015

Se cortó la racha

Unión estuvo lejos de su mejor versión y cayó como local ante Racing por 2-1, echando por tierra la racha de cuatro encuentros sin perder. Óscar Romero y Gustavo Bou marcaron para la Academia, mientras que Leonardo Sánchez puso el descuento cuando el duelo se extinguía

En el estadio 15 de Abril, Unión no jugó en su mejor nivel y cayó contra un efectivo Racing por 2-1, que le cortó un invicto de cuatro partidos sin caídas (cinco como local), en la continuidad de la 20ª fecha de Primera División. El paraguayo Óscar Romero y Gustavo Bou marcaron para la Academia, en tanto Leonardo Sánchez, en tiempo de descuento, estampó el único festejo para el Tate. En la previa hubo un sentido homenaje a Diego Barisone.

 
 
Como es una costumbre en el 15 de Abril, Unión comenzó metiéndose en campo visitante utilizando como arma fundamental el carril izquierdo con Ignacio Malcorra que, a los 6’, junto a Cardozo, hilvanaron la primera jugada clara de gol, pero el remate fue tapado por Sebastián Saja.
 
Pero la Academia no se quedó atrás y también planteó un encuentro de igual a igual. Aunque así como el dueño de casa apostó a salir por abajo y con criterio, apenas recuperó el balón salió rápido buscando con pelotazos largos a Diego Milito y Gustavo Bou. 
 
Con el peligro que llevaron los avances del elenco de Diego Cocca, una de esas acciones se produjo a los 10’, y con suerte, porque el primer remate de media distancia de Óscar Romero rebotó en Marcelo Cardozo y terminó dentro del arco de Nereo Fernández para marcar el 1-0 parcial para la visita cuando menos se lo esperaba. Luego del tanto de la Academia, el equipo de Leonardo Madelón siguió buscando la igualdad, pero su rival tampoco especuló y salió siempre rápido complicando al fondo santafesino.
 
 
En uno de sus avances, la pelota terminó en córner; el centro fue pasado al segundo palo, Emanuel Britez rechazó mal y el balón le quedó servida a Bou que, desde el vértice izquierdo del fondo rojiblanco, sacó un zapatazo al segundo palo del arquero Tatengue para meter el segundo baldazo de agua fría en la Avenida con 2-0 para los hombres de Diego Cocca.

 
 
De esa forma y con un resultado muy favorable, manejó por algunos momentos el trámite, pero de ninguna forma como para tener una diferencia de ese tipo, pero algunas fallas en Primera se pagan caro, como el segundo gol.
 
El reloj corrió y los locales tomaron las riendas del cotejo con Mauricio Martínez y Diego Villar como los abanderados, junto a Nacho Malcorra y Lucas Gamba. Mientras que Racing, con Luciano Aued y Washington Camacho, intentaron darle respiro ofensivo. Así, con un pase preciso para Bou, a los 35’, quedó cara a cara con Nereo, pero marró una situación más que clara y que hubiese sido el tercero.
 
El trámite siguió y como hacía mucho tiempo, se lo notó a Unión nervioso, en varias ocasiones quedando hasta mal parado en defensa, sobre todo por sus laterales. En el medio, la voluntad de los volantes no fueron suficientes como para ser claros en los metros finales para complicar a Saja, sin embargo Racing llegó poco, pero lastimó más.
 
No alcanzó
El inicio del complemento fue todo del Tate, porque en 7’, no solo fue el dueño del trámite sino que también de tres opciones claras de gol: en dos tuvo participación directa Saja. En la primera se la contuvo a Malcorra; en la segunda, fue espectacular su tapada ante Riaño, y la tercera fue de Villar, pero el cabezazo dio en el travesaño. 
 
Tanta fue la superioridad de los hombres de Madelón que, en 17’, ya había creado dos. Todo bien hizo el Tate, con Villar y Malcorra imparables por los carriles, los volantes centrales presionando a sus rivales y teniendo al fondo bien adelantado, ya jugando con línea de tres tras la salida de Cardozo. Cocca apostó a jugar al contragolpe y buscando la velocidad de Bou. Las intenciones fueron suficientes como para que Unión llegue al empate, porque las situaciones las tuvo, pero por Saja y porque el descuento recién llegó a los 48’, tras el cabezazo de Leo Sánchez.

 
 
Racing fue una alineación que en el segundo tiempo aguantó en su campo el resultado que le favoreció, como para también jugar con la ansiedad que, minuto a minuto, le jugó en contra de los locales y a esto se le sumó la expulsión en el tramo final de Claudio Riaño.

El cotejo se diluyó, Unión perdió 2-1, pero por situaciones y actitud fue mucho castigo para el dueño de casa. Aunque también hubo una realidad y fue que, sobre todo en el primer tiempo, mostró falencias.

EL PUNTAJE DE LOS JUGADORES:

Claudio Cáplan / claudio.caplan@uno.com.ar

Comentarios