sociales
Domingo 26 de Julio de 2015

“Sería bueno que los chicos aprendan”

El presidente Ricardo Scandolo habló sobre el presente institucional y sobre su ilusión de que los jóvenes se animen a jugar a las bochas

Los años pasan y las costumbres también. Pero existen lugares que mantienen su identidad y, por más que el tiempo muchas veces le es cruel, en gran parte los beneficia. Los clubes son el fiel reflejo del avance de la sociedad, más que nada porque se vieron disminuidos en los últimos años, quedando en muchas ocasiones en el olvido. Pero este no es el caso de Bocha Club Barrio Escalante, que se mantiene de pie y fomentando el deporte como envión social.
Situado en un rincón muy concurrido de la ciudad, cumple un rol fundamental al brindarle un servicio indispensable a la sociedad mediante el desarrollo de las bochas y poniendo de manifiesto un gran buffet, que todas las noches se llena de gente.
Con todos estos condimentos, le pone el pecho a la vorágine del presente, que piensa más en el futuro que en el hoy. “El club está bien. Económicamente andamos medianamente bien, porque realmente el dinero nunca alcanza, mucho más con una cuota tan baja como la nuestra, pero así y todo nos posibilita darle las comodidades que precisan los socios. Generalmente ampliamos los recursos con algunas comidas y reuniones, pero no tenemos otros ingresos que esos. Deportivamente participamos activamente de todos los torneos; siempre estuvimos afiliados a la Asociación Santafesina y, a la vez, a la Confederación Argentina de Bochas. Si bien no contamos con grandes estrellas o figuras, nos damos mañas y competimos con la ilusión de siempre dar lo mejor. Pero más que nada trabajamos incansablemente para mantener al socio, que viene y participar cuando quiere, cosa que no sucede en otros clubes. Acá tienen lugar tanto los que vienen solo para divertirse como los que juegan por los porotos, hablando mal y pronto. Viene gente desde todas partes de la ciudad porque tenemos un lugar cómodo e ideal para la gente grande”, comenzó diciendo el presidente Ricardo Scandolo, quien es uno más dentro de los socios, ya que disfruta de la misma manera de las bondades de la institución.
Asimismo, agregó: “Ahora estamos con el proyecto de hacer una escuelita de bochas, algo a lo que apostamos muy fuerte. Es una idea que la venimos trabajando y pensando hace tiempo y que ojalá sea próspera. Más que nada para mantener vivo a este deporte, porque como viene la mano dentro de poco desaparecerá. Eso está cada vez más claro, porque el promedio de los jugadores que hay pasa los 50 años. En general es toda gente grande. Por eso sería bueno que los más chicos aprendan esta actividad muy linda y entretenida. Tengamos en cuenta que estará dentro del programa olímpico para 2020 (Tokio, Japón), con lo cual existe un incentivo más”.
Casi como si fuera una inquietud retórica, Ricardo Scandolo habló sobre lo que significa Bocha Club Barrio Escalante en vida y, lógicamente, no pudo ocultar su pasión por trabajar en el lugar todos los días: “Por ahí reniego, pero el club es algo muy importante para mí. Me gusta estar al servicio de este. Yo sirvo al club al igual que la gente que comenzó con una ilusión ya hace muchos años. Es mi descarga a tierra, me hace mucho bien venir acá y me gusta; todo lo hago con cariño y afecto. Por eso trato todos los días de hacer bien las cosas para verlo mejor”. 

Comentarios