sociales
Sábado 21 de Mayo de 2016

Cosmos FC: “les dimos un plus”

  Leandro Birollo no solo es el entrenador de Primera División sino también el presidente, es por ello que pasa muchas horas de su vida trabajando en la institución. En pocas palabras, es su segunda casa: “La meta es sacar a los chicos de la calle”

Apareció como por arte de magia, pero la realidad es que lo hizo a través de una iniciativa que, una vez cristalizada, avanzó a pasos agigantados. Hoy Cosmos, con un perfil muy bajo, pero con un trabajo en silencio muy importante, poco a poco fue metiéndose en la conversación de la Liga Santafesina y, en base un laburo a largo plazo, pasó a brindarle un servicio indispensable a la comunidad. Esto se debe a que cientos de chicos llegan con el fin de aprender y crecer jugando, en un lugar seguro y lejos de los malos hábitos de un país donde todo cuesta un montón.
 
Precisamente la cara de este lindo proyecto deportivo es el presidente y entrenador, Leandro Birollo, quien expuso qué cosas tiene este club para ofrecer. “Este es un club que se inició hace casi seis años con la idea de armar una academia de fútbol y, producto de la gran cantidad de chicos que sumamos, nos llevó a pensar seriamente en ingresar a la Liga Santafesina. Después de preguntar y tener varias reuniones, comenzamos con las infantiles e inferiores menores. Eso nos dio la pauta de que no estábamos tan lejos de completar el resto de las categorías, entonces nos pusimos a laburar para eso. Entonces en 2011 nos pusimos en marcha con seis categorías”, expresó.
 
Sobre las metas de la institución, no se anduvo con vueltas: “La idea de formar Cosmos fue la de pensar que en los chicos tengan un lugar para realizar deportes. Yo estaba trabajando en una escuela Luis Gonzaga, donde por ahí los chicos conocían muy pocos deportes. Un día vi que disponían de un aro de básquet que nunca antes habían utilizado, entonces le pregunté a la directora si podíamos darle uso y así comenzamos a dar clases. Allí me di cuenta del desarrollo motriz que tienen chicos de los barrios más humildes y me surgió el interrogante de saber cuántas cosas más podrían llegar a hacer con más herramientas”.
 
“Fue –continuó– así como empezamos a reclutar pibes de los barrios Abasto, Yapeyú, Los Troncos, Los Naranjos, Monte Vera, entre tantos más para formar la academia de fútbol. Esos chicos fueron pasando a Liga a medida que se incorporaban al club. En pocas palabras, le dimos un plus enseñándoles un deporte”.
 
Quizás pocos se dieron cuenta, pero los clubes cumplen un rol social fundamental y Leandro piensa que Cosmos es el lugar para empezar a gestar una ciudad y país mejor, a través de la inclusión y el respaldo general: “Para eso estamos los clubes. Cuando uno está en una institución busca sacar a los chicos de la calle, por eso disponemos de un lugar netamente social. Lamentablemente no pudimos mantener esa iniciativa de buscar a los chicos, pero producto de la inseguridad eso quedó por el momento de lado. Me tocó vivirlo en carne propia, cuando el papá de un chico me dijo: «Leandro, te agradezco lo que hacés, pero ya en lugar conocen todos tus movimientos y en cualquier momento te van a asaltar». El grado de veracidad es tan grande que hasta la misma familia se preocupa. Es la sociedad en la que vivimos y que nos hace replantear muchas cosas. Igual, no perdemos de vista la meta de sacar a los chicos de la calle”