José Corral
Lunes 27 de Junio de 2016

Tres empresas interesadas en construir 60 viviendas en Nueva Esperanza Este

Primera etapa. Se realizó la licitación para relocalizar familias que viven en zonas de riesgo hídrico. El presupuesto es de casi 40 millones de pesos y su concreción demandará 300 días

En el marco del programa de reconstrucción que inició la Municipalidad tras la emergencia hídrica, el intendente José Corral encabezó la apertura de sobres de las ofertas económicas correspondientes a la licitación pública para la construcción de 60 viviendas en Nueva Esperanza Este. Se trata de la primera etapa del Plan Relocalización de Familias en Riesgo Hídrico, una iniciativa que tiene como objetivo final edificar 280 nuevos hogares para reubicar a vecinos que actualmente están asentados en zonas bajas o en los valles de inundación de los ríos Salado y Paraná. Los fondos provienen de la Nación y tanto el municipio como la provincia concretaron las obras de infraestructura necesarias.
Con un presupuesto oficial de 39.910.552,10 pesos y un plazo de ejecución de 300 días, se presentaron tres empresas interesadas en concretar este proyecto. Dinale SA ofertó 58.941.094,29 pesos; Tecsa SA presupuestó las tareas en 56.031.028,25 pesos y otro monto alternativo de 50.676.669 pesos; y, por último, UTE –integrada por las firmas Idea SA y Tecnología Aplicada SRL– presentó dos propuestas: una por 57.333.000 pesos y otra por 47.888.670 pesos. El acto se concretó en la sede de la Asociación Vecinal La Esmeralda.

La primera etapa

El intendente José Corral, al brindar detalles acerca de la iniciativa, explicó: "Este plan se enmarca en el Programa de Reconstrucción de la ciudad que estamos desarrollando tras los difíciles meses en los que tuvimos los ríos y las napas altas y las intensas lluvias. Una de las tareas que debemos realizar es la de reubicar a las familias que tienen problemas recurrentes por vivir en zonas de riesgo hídrico. Es importante brindarles una solución definitiva".
En este sentido, el mandatario local indicó que en este caso se trata de familias que ya están viviendo en el lote en el barrio Nueva Esperanza Este: "Son 60 casas de muy buena calidad que le dan la cantidad de metros que necesitan las familias para comenzar y después, con su propio esfuerzo, podrán ampliar sus hogares. Podrán seguir construyendo no solo en forma horizontal sino también en altura porque los techos serán de losa", describió.
Estas familias residían en una zona baja de la ciudad, por lo tanto fueron evacuadas. Estuvieron unos días en la Universidad Tecnológica Nacional y, luego, se trasladaron a estas casas de emergencia que están ubicadas en los mismos lotes en los que estarán sus hogares definitivos. En esta línea, el mandatario local explicó que "son 60 las casas, aunque son menos las familias que están viviendo allí. Las restantes serán para ubicar a las otras que aún están en el lugar".
Además, sostuvo que el Plan de Reconstrucción se lleva adelante con "fondos nacionales e infraestructura desarrollada con inversiones del municipio y la provincia. Esta iniciativa es parte de un proceso que comenzó en 2010 cuando se compraron los primeros lotes, se establecieron las primeras casas en lo que se conoció como Los Quinchitos. Actualmente son viviendas más adecuadas y están mezcladas con las del Procrear, es decir que es un sector muy nuevo de la ciudad con todas las condiciones que hacen falta para vivir bien".
Finalmente, el intendente de la ciudad subrayó: "Con el resto de las familias vamos a ir conversando. Tenemos un proyecto de ampliación de los reservorios porque es una zona naturalmente baja y por lo tanto habrá más traslados, pero los vamos a hacer dialogando y en acuerdo con los vecinos".

El proyecto

Estas viviendas se construirán en terrenos municipales que cuentan con cota adecuada y todos los servicios (desagües, cordón cuneta y mejorado en las calles, red de agua potable y energía eléctrica, alumbrado público por columnas, entre otros), obras ejecutadas por el municipio y la provincia en el marco del Programa Mi Tierra, Mi Casa.
Las viviendas son para las 20 familias que viven en el barrio en los lotes adjudicados por el municipio, donde se construyeron los módulos de emergencia de la organización Techo. Asimismo se reservaron 40 terrenos más con destino prioritario a grupos familiares que deben reubicarse, por su ubicación en el sector del reservorio o fuera del terraplén de defensa French.
El diseño de las casas partió de la idea de vivienda evolutiva o progresiva, que consiste en un espacio multiuso que incluye cocina, baño y lavadero y prevé la posibilidad de crecimiento en altura, en un planteo que puede adaptarse a distintos tipos de terrenos, dejando abierta múltiples alternativas de completamiento por agregación de módulos/habitaciones en planta baja y/o alta.

Comentarios