Ovación
Lunes 04 de Abril de 2016

Una carrera contra el tiempo

La santafesina Julia Sebastián se llevó la medalla de oro en los 200 metros pecho, con un tiempo de 2’27”03/100 que le sirvió para batir su propio récord nacional, y continental, en el cierre del Sudamericano de Asunción, Paraguay. 

Ayer concluyó en Asunción, Paraguay, una nueva edición del Campeonato Sudamericano Absoluto de natación, con muchas más alegrías para la delegación argentina, principalmente para los santafesinos, que volvieron a dar la nota.
Después de sumar dos medallas de plata (50 y 100 metros), Julia Sebastián sacó a relucir lo mejor de su repertorio al consagrarse campeona en los 200 metros pecho, con un tiempo de 2’27”03/100, a solo 09/100 de la Marca A para los Juegos Olímpicos de Río, que es de 2’26”94/100. Esto le valió para pulverizar su propio récord nacional de 2’28”25/100, logrado el 4 de octubre de 2014, cuando se llevó el primer lugar en Mar del Plata.
Pero lo significativo estuvo también en que quebró el primado continental que estaba en poder de la brasileña Carolina Hurga Mussi desde el 5 de mayo 2009, en el Torneo María Lenk de Río de Janeiro.
Una performance colosal para la discípula de Roberto Ortiz y representante del club Regatas que, después de tanto sacrificio, pudo cortar el maleficio de no bajar los 2’28”, más que nada a seis meses de la cita máxima del deporte mundial (del 5 al 21 de agosto). De esta manera, pese al sinsabor que puede generarle haber quedado en las puertas, el aliciente es que está más latente que nunca el sueño de llegar a Río, ya que quedan todavía algunas competencias por delante.
El podio lo completaron la cordobesa Macarena Ceballos (2’30”08/100) y la venezolana Mercedes Toledo (2’31”61/100). Sebastián sumó su tercera medalla en el campeonato (una de oro y dos de plata).
Caballero plateado
Otro de los nacidos en la Ciudad de Garay que vio acción fue Santiago Grassi, que fue segundo en los 100 metros mariposa, con un crono de 52”44/100, a 35/100 de su mejor registro personal y argentina de 52”09/10 (logrado el 16 de julio de 2015, cuando fue plata en los Panamericanos de Toronto, en cuya Eliminatoria logró la Marca A para Río, con 52”34/100). 
Un resultado que termina siendo positivo, ya que anduvo muy cerca de su plusmarca, algo significativo teniendo en cuenta su preparación para los Juegos, donde ya tiene su lugar asegurado. Será cuestión de ir puliendo detalles para la puesta a punto.
El ganador de la prueba fue el venezolano Albert Subirats (51”90/100), mientras que el rosarino y capitán de la delegación, Marcos Barale, fue tercero (53”87/100).
Cada vez más cerca
Otro de los nacidos en la capital de la provincial que brilló de júbilo fue Martín Carrizo, que se llevó la plata en los 1.500 metros libre, con un registro de 15’16”67/100, echando por tierra con su récord personal y quedando a  01”90/100 de la Marca A para los JJ.OO.  Una demostración que su crecimiento sigue siendo evidente y que buscará en las próximas carreras bajar todavía más su tiempo.
El ganador fue el ecuatoriano Esteban Enderica (ya clasificado), con un tiempo de 15’08”57/100; en tanto cerró el podio el venezolano Alejandro Gómez, con 15’31”69/100. El marplatense Martín Naidich se ubicó 4º, con 15’35”18/100.
El resto
La cordobesa Cecilia Biagioli fue 2ª en los 800 metros libre, con un tiempo de 8’42”82/100. En tanto la posta argentina 4x100 metros combinados con relevos de damas se alzó con la dorada; mientras que los varones fueron terceros en la misma competencia.
Juan Diego Ferrante / Suplemento Ovación
 

Comentarios