Información General
Jueves 14 de Julio de 2016

Una foto fatal: subió la toma a Instagram justo antes de tropezar y caer al vacío

Se trata de una mujer estadounidense de 35 años. Se habría tropezado con sus propios pies para permitir que otro turista tomase una foto. Fue en el Cañon del Colorado.

Una mujer de 35 años falleció luego de caer más de 100 metros por una de las muchas quebradas del Gran Cañón del Colorado. La turista, identificada como Colleen Burns, ejecutiva de marketing de un conocido sitio web de EE.UU. se encontraba con amigos, realizando un trekking por el parque cuando, luego de tomar varias fotografías y subir una de ellas a Instagram, cayó desde el borde del precipicio donde tomó la última de las imágenes.
Los cercanos a la mujer indicaron que Burns se paró en el borde de un risco, conocido como el Ooh Aah Point, reconocido por ser un lugar típico para la toma de fotografías, a cerca de 2 kilómetros del sendero principal de trekking del Cañón.
"Ella estaba parada a un lado del camino, cuando se movió para darle espacio a un hombre para que se tomara una fotografía. Fue ahí cuando tropezó -parece que se enredó con sus propios pies- y cayó de espaldas, directo hacia el Cañón", relató su amiga, Jessica Roman. Y agregó: "Fueron los dos segundos más largos, extraños y locos de mi vida".
Los guardaparques anunciaron que encontraron el cuerpo de Burns a 120 metros de donde tropezó. El Servicio Nacional de Parques de EE.UU. y el servicio médico del condado de Coconino se encuentran investigando los hechos.
Colleen Burns trabajaba como directora de marketing para Yelp.com y tenía su oficina en las cercanías de Orlando. La compañía emitió un comunicado lamentando el hecho: "Su fallecimiento representa una tremenda pérdida para nuestra empresa, las comunidades que ella apoyo y los muchos amigos que hizo mientras trabajaba en lo que amaba hacer", escribieron en el comunicado de prensa. Las autoridades de todo el mundo han realizado llamados para que la población tome conciencia de los peligros de no poner atención a los alrededores, ya sea caminando, conduciendo o mientras se realizan actividades como turismo o deporte o bien de exponerse a peligros intentando encontrar la locación perfecta para una toma.
La muerte de Burns viene a engrosar una larga lista de fallecimientos de personas que, por intentar lograr una foto perfecta, han perdido la vida.
Embed

That view tho

Una foto publicada por Colleen Burns (@colleenburns) el


Comentarios