Ovación
Martes 24 de Mayo de 2016

Variantes al por mayor

Luego de un torneo muy malo por parte de Colón, para la próxima temporada existirá una renovación importante dentro del plantel y serán muchos los jugadores que emigrarán, algunos porque se les terminó el contrato, pero también se irían otros con vínculo vigente

La Comisión Directiva que asuma el próximo mes de ninguna manera podrá equivocar el diagnóstico respecto a lo que vendrá, porque de hacerlo se pagará muy caro. El final de Colón en el campeonato fue realmente penoso y justamente todos los puntos que dejó en el camino en las últimas fechas lo condicionan seriamente pensando en el próximo torneo que tendrá cuatro descensos.
 
El Sabalero arrancará la próxima temporada en la 24ª posición en la tabla de los promedios y tendrá por debajo a Quilmes, Olimpo, Sarmiento de Junín, Temperley, Rafaela y el equipo que ascienda de la “B” Nacional (hoy es Talleres de Córdoba). Por lo cual está claro que la situación no es para nada alentadora en relación al futuro deportivo. 
 
De allí la preocupación que tendrá la dirigencia que se haga cargo del club que, de manera inmediata, deberá entregar soluciones. A favor de los nuevos directivos es que existe un tiempo prudencial para concretar la llegada de un nuevo cuerpo técnico y lo que será la conformación del plantel.
 

El próximo certamen estará comenzado en la segunda semana de agosto y eso les da la chance de trabajar con mayor tranquilidad en ese aspecto. No obstante, es obvio que no pueden perder tiempo y por ello antes de las elecciones seguramente los candidatos comenzarán con algunas charlas al respecto. 
 
Es indudable que existirá un recambio más que importante dentro del plantel, ya que se afrontará un torneo largo y el mayor movimiento en el mercado de pases se dará en este receso. A muchos jugadores se les vence el contrato en junio y no continuarán en el equipo producto de sus bajos rendimientos. Algunos de ellos prácticamente no jugaron, como el caso de Santiago Biglieri, que de ninguna manera se entiende su contratación.
 
Otros como Ismael Benegas y Pablo Vegetti cada vez que les tocó jugar lo hicieron en un bajo nivel. En el caso del defensor paraguayo, tuvo continuidad pero nunca aprovechó la chance y ante el Lobo jugó su último partido con la camiseta rojinegra. Lo del delantero ya es historia sentenciada, dado que su pase pertenece a Gimnasia y deberá retornar al elenco platense.
 
Víctor Figueroa también finalizó su contrato y su pase pertenece a Newell’s, más allá de que Colón tenía opción de compra pero que no hará uso. Sin embargo no son los únicos futbolistas que se irán. En el caso de Mauricio Sperduti, el jugador cuando llegó el año pasado había arreglado un contrato por un año, es decir hasta junio del 2016, pero a fines del año pasado se hizo una mejora, ya que cuando se incorporó no percibía un sueldo por los partidos que jugó en el 2015.
 
Si bien se pensaba que el delantero tiene contrato vigente para la próxima temporada, el propio futbolista admitió que el mes próximo vence su vínculo con la institución rojinegra. Pero en este caso se trataría de una cláusula que le permite emigrar en caso de una oferta. Desde que llegó fue titular indiscutido para Darío Franco y también para Ricardo Johansen, más allá de que hace varios partidos que evidenció un nivel muy por debajo del que tuvo en el final del año pasado y el comienzo de este.
En su momento, Sperduti priorizó quedarse en Colón aun cuando tenía una propuesta concreta por parte de Estudiantes, pero en agradecimiento a Franco y a la dirigencia que había confiado cuando estaba sin club y con una larga inactividad decidió continuar en Santa Fe. Pero ahora, en función de todo lo sucedido, habrá que ver cuál es su voluntad y por supuesto la opinión del nuevo entrenador. 
 
Uno de los que no continuará ya que se le termina el contrato y hace muchísimo tiempo que no juega es Lucas Landa, quien el año pasado sufrió la rotura del tendón de Aquiles y luego no tuvo la chance de volver a jugar, por lo cual es historia juzgada.
 
 
Si bien hay jugadores que tienen contrato vigente, esto no indica que seguirán en el club ya que algunos candidatos a presidente no están conformes con el rendimiento que tuvieron. Por ejemplo Clemente Rodríguez, que en julio va a cumplir 35 años y su vínculo con Colón finaliza en junio del 2017 luego de renovar este año. 
 
Es obvio que se analizará su situación ya que en los últimos tiempos jugó muy poco, producto de una serie de lesiones que sufrió desde su arribo al club. No sería para nada descabellado que el exlateral de Boca continúe su carrera en otra institución. Distinto es el caso de Jorge Broun, también con contrato hasta el 2017. Fue titular en todos los partidos y además es el capitán pero el propio futbolista tendría ganas de emigrar producto del desgaste por los dos años que vivió en el club y también debido a las circunstancias que atravesó el plantel en la última etapa. No hay que olvidarse que ante San Lorenzo el arquero sufrió la reprobación de los hinchas y muchos consideran que se trataría de una etapa cumplida. Por lo cual es un tema a resolver una vez que asuma la nueva Comisión Directiva. 
 
Pablo Ledesma, que en la última etapa jugó muy por debajo de su nivel, incluso en algunos partidos denotó una displicencia alarmante, tiene contrato hasta junio del 2018, ya que la anterior gestión le renovó por dos años y medio, en lo que significó un error para un futbolista que ya cumplió los 32 años.
Por todo lo descripto, son varios los frentes abiertos que tendrá la dirigencia que asuma con el condicionante que implica el tema de los promedios. Pero está claro que el primer paso que deberá dar es la contratación de un cuerpo técnico y acertar en ese aspecto.
 
Se habló de Paolo Montero, quien viene realizando una excelente campaña en Boca Unidos, invicto con su equipo y peleando por la chance de ascender más allá de la ventaja que le sacó Talleres. También se mencionó a Ariel Holan, quien hizo un muy buen trabajo en Defensa y Justicia a lo largo de este campeonato. Pero es muy apresurado hablar al respecto ya que para eso se deberá esperar hasta el 12 de junio, cuando se proclame al próximo presidente. 

Comentarios