videos
Lunes 29 de Febrero de 2016

Se te habrá escapado ese "provechito"

Todos sabemos lo molesto que resulta el hipo, inclusive para los cachorros. También es vox populi—al menos la leyenda urbana así lo cuenta—que un buen susto es capaz de ponerle fin. Lo que nunca imaginó este perrito es que la razón de cura fuera el estruendoso sonido de un... gas. Fuente: Rosario3