Santa Fe
Jueves 31 de Agosto de 2017

La provincia liberó en su hábitat a una importante cantidad de animales de diversas especies

Luego que recibieran atención en el centro de rehabilitación de Granja La Esmeralda de la ciudad de Santa Fe.

El Ministerio de la Producción continúa con los trabajos para reinsertar en su medio a animales de múltiples especies que ingresan al área de Rehabilitación de la Estación Biológica Granja La Esmeralda de la ciudad de Santa Fe.

En ese marco, en los últimos días yen diversas acciones, se ha realizado la liberación de dos comadrejas coloradas (Lutreolina crassicaudata), 40 cardenales copete rojo (Paroaria coronata), un Zorro pampa (Lycalopex gymnocercus), cuatro lechuzas de las vizcacheras (Athene cunicularia) y dos lechuzones orejudos (Asio clamator).

Los animales devueltos a su hábitat fueron recibidos en el área de rehabilitación por diferentes motivos, como el tráfico ilegal, decomisos por autoridades de control policial, Gendarmería, derivados de otros centros faunísticos, Cobem, atropellados o accidentados o animales encontrados en la vía pública o traslocados de su medio.
Aguará video

En cuanto a las regiones de liberación, en su mayoría se tratan de zonas de pastizales y montes del centro norte de la provincia, ambientes en los cuales habitan estas especies.

En este contexto las aves llevan el porcentaje más alto de ingresos al Centro. Dentro de dichas aves, las rapaces diurnas (o Falconiformes) y nocturnas (o Estrigiformes)deben contar con algunas especificidades para su rehabilitación, como por ejemplo que tengan una muda de plumas de forma anual. A la mayoría de los individuos ingresados por las causas antes mencionadas se les suma que muchas veces carecen de sus plumas remeras y timoneras de forma total o parcial por estar cortadas lo que dificulta el vuelo y así su reintroducción a corto plazo, ya que debe esperarse el crecimiento anual.
Aguará liberación

En este escenario, los veterinarios del Centro han aprendido una novedosa técnica de injerto de plumas y trabajan en el entrenamiento de rapaces, hecho que ha permitido acortar la fase de la rehabilitación para estas aves.

Siguiendo con esta línea de trabajo e implementando dicha técnica en otro grupo de aves como son los Estrigiformes (lechuzas y búhos, entre otras) -los cuales tienen un rol ecológico de ser grandes controladores de roedores- se lograron rehabilitar lechuzas de las vizcacheras (Athene cunicularia) y una pareja de búhos orejudos (Asio clamator) que fueron parte de estas liberaciones.