Santa Fe
Martes 07 de Noviembre de 2017

Tercera campaña gratuita de detección precoz de enfermedades digestivas

La Fundación Más Vida invita a quienes tengan dudas sobre posibles diagnósticos a que hagan una consulta profesional con el equipo especializado que disponen en varias ciudades del país, entre ellas Santa Fe.

Por tercer año consecutivo, la "Fundación Mas Vida de Crohn & Colitis Ulcerosa" realizará una campaña de detección precoz de EII gratuita en las provincias de: Buenos Aires (Avellaneda, La Plata, Mar del Plata), Chubut (Puerto Madryn), Córdoba (Capital y Pueyrredón), Mendoza (Capital), Río Negro (Bariloche), San Juan (Capital), Santa Fe (Capital, Rosario y Santo Tomé), Salta (Capital) y Tucumán (Capital). Quienes identifiquen tener síntomas o signos de sospecha de Enfermedad de Crohn o Colitis Ulcerosa, o tengan dudas acerca de su tratamiento, pueden solicitar un turno gratuito con un médico especializado, del 6 al 10 de noviembre, ingresando a www.masvida.org.ar/turnos .
El número de turnos dependerá de la disponibilidad establecida previamente por cada ciudad incluida en la campaña.

Detalles de las patologías

La Enfermedad de Crohn, la Colitis Ulcerosa y la Colitis Indeterminada, llamadas en su conjunto Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII), son afecciones en crecimiento en todo el mundo. Su causa es aún desconocida, son autoinmune, crónicas, inflamatorias, y revisten gravedad si no se las diagnostica y trata adecuadamente.

Pueden presentarse con síntomas muy notorios y severos, en cuyo caso el diagnóstico en general es más sencillo y rápido de hacer. Sin embargo, en otros casos, puede verse demorado por presentar síntomas inespecíficos, leves o similares al de otras patologías digestivas funcionales. Habitualmente, los pacientes tienen que transcurrir un largo proceso que los lleva por diferentes diagnósticos hasta que finalmente se llega al correcto, estimando un promedio de tiempo entre la aparición de los síntomas y la llegada del diagnóstico, que varía de entre 6 meses a 3 años.

Se presentan en forma de brotes y con severidad variable. Los síntomas dependen por lo general del segmento del tracto intestinal comprometido, siendo los principales: aumento en la frecuencia o urgencia evacuatoria, diarrea persistente por más de 4 semanas, dolor abdominal, moco y/o sangrado en materia fecal, lesiones perianales, fiebre y/o vómitos. También, es posible que se presenten manifestaciones extra-intestinales tales como: inflamación de las articulaciones y/o en los ojos, problemas en la piel, el hígado, y/o trastornos renales. En el caso de los niños y adolescentes, puede existir también retraso en el crecimiento y desarrollo puberal.