Colón
Miércoles 08 de Agosto de 2018

Colón oficializó la llegada de su cuarto refuerzo

A través de sus redes sociales, el club comunicó el arribo del volante Ariel Cháves, quien viene de jugar el campeonato de la Primera "B" Nacional con la camiseta de Almagro, con muy buen suceso

Eduardo Domínguez comienza a respirar más aliviado, ya que de a poco fue armando el plantel que tiene el desafío en la segunda mitad del año de dividir sus energías en la triple competencia: Superliga, Copa Argentina y Copa Sudamericana.

El plantel sufrió varias bajas de peso en relación a la temporada pasada, por eso motivo para intentar seguir siendo "competitivos", como así lo manifestó el DT en varias conferencias de prensas, fue que les solicitó a los dirigentes la llegada de varios jugadores.

El primero en sumarse fue el arquero Leonardo Burián, quien luego de protagonizar un gran torneo con el subcampeón Godoy Cruz desembarcó para reemplazar Alexander Domínguez. El ecuatoriano fue imposible de retener y por ese motivo fue adquirido por Vélez.



Por su parte, luego se buscó un marcador central de jerarquía y tras evaluar varias opciones, y en una negociación donde se incluyó la partida de Diego Vera a Tigre, se sumó Erik Godoy, quien viene de jugar un gran partido en San Pablo, justificando su contratación.

Embed

Ariel Cháves es nuevo jugador de Colón.

Una publicación compartida de Club Atlético Colón (@colonoficial) el



En tanto que también se oficializó el arribo de Franco Zuculini. El volante no tuvo mucha participación durante los últimos meses por reiteradas lesiones y tras sortear un examen médico de rigor se sumó a las filas de Domínguez.



Pero el entrenador sabalero no se conformó y fue por más. Fue así que llegó el volante Ariel Cháves. El jugador de 26 años viene de protagonizar una gran temporada con la camiseta de Almagro en la Primera "B" Nacional y ya trabaja junto al resto de sus nuevos compañeros.

Por lo tanto, este miércoles el club oficializó a través de sus redes sociales que el mediocampista firmó su contrato y se convirtió oficialmente en el cuarto refuerzo sabalero para afrontar una exigente temporada. Se trata de un jugador al cual se le venía haciendo un seguimiento y se suma en condiciones muy favorables para la institución.