"Esto recién empieza. Nos planteamos como objetivo sumar, pero no como necesidad, porque todos buscan ganar. La cuestión es la forma en cómo lo hacemos. Ahora vamos a Tucumán a ganarle a Atlético", resaltó en la atención a la prensa de este miércoles después del entrenamiento el entrenador de Colón, Eduardo Domínguez.

LEER MÁS: El DT cuenta con una nueva opción en ataque

Fiel a su estilo, el DT hizo un análisis del presente, pero antes hizo foco en la lesión de Matías Fritzler, quien estaría por lo menos tres semanas inactivo perdiéndose el Clásico: "Aún no hablé con él. Se va a demorar un poco más de lo pensado (su recuperación) y por eso habrá que tener paciencia, porque es parte de este deporte. Pero este es un grupo de 27 de jugadores, en el que todos tienen que estar preparados".

Cuando se lo consultó respecto a quién cumplirá el rol del volante centro, dejó en claro que será Adrián Bastía: "Tienen una gran capacidad de juego. Nosotros vamos con lo creemos mejor para este partido. El Polaco tiene mucha experiencia".

Además, dejó en claro que "debemos mejorar mucho y pensar en el torneo. Fue muy complicado el partido ante Tigre por lo que generó el anterior de la Copa Sudamericana, porque la ciudad no está tan acostumbrada a este tipo de cosas. Lo dicen todos, que fue un logro histórico de la institución y estábamos jugando muy seguido, mientras Tigre tuvo solo pensando en este partido. Le pasó a Boca. Ahora estamos solo pensando en lograr nuestro primer triunfo en la Superliga. Tenemos un buen plantel y por eso armaremos el equipo pensando en qué es lo mejor".

LEER MÁS: Adrián Bastía, la rueda de auxilio del medio para Eduardo Domínguez

Una de las buenas noticias es que podrá ser tenido en cuenta uno de los refuerzos, Gonzalo Bueno: "Va a viajar y lo tenemos en consideración. Le está costando un poquito, pero confiamos en su potencial, sobre todo en ataque. Tiene que entender cómo es el grupo. Deben entenderse con sus compañeros, eso será fundamental".

En el ida y vuelta con los medios santafesinos, se metió de lleno en la radiografía del equipo, contemplando y afrontando las críticas de si juega bien o no: "Por momentos sí y en otros se pone a trabajar defensivamente. Buscamos regularidad, al igual que todos los técnicos. Equilibrio, que es de lo más complicado de lograr. Para mí Colón juega bien, pero después estarán los analistas para coincidir o no. Buscamos ser competitivos y eso me da tranquilidad, porque sé que estos chicos lo son".

LEER MÁS: Comesaña: "Colón es un equipo incómodo"

"¿Qué es el control del juego? ¿Tener la pelota? Si se cree eso, pasa a ser un tema de quién lo diga, pero no necesariamente es así, porque quizás el rival tiene la pelota en lugar donde a nosotros nos interesa. Los goles son más de ataque rápido que de control de juego. Me parece que nosotros tenemos que encontrar el equilibrio para entender los momentos del juego y aprovechar cada instante", gatilló.

"Ante Tigre el primer gol de Colón viene de una buena circulación, con rompimiento de líneas y la llegada del lateral. Había siete jugadores en el área. Seguimos buscando lo necesario para un mejor funcionamiento", acotó.

En el final, fue claro al resaltar que "nosotros miramos para adelante, no para atrás. Cuando termine todo repasaremos cuál importante fue el crecimiento. Queremos seguir siendo competitivos y pasar de ronda en Copa Argentina, Sudamericana y subir en la Superliga".