Colón

La difícil misión de preservar un resultado positivo

Colón le ganaba a Huracán, Rosario Central y ahora a Estudiantes, pero esta vez, tal vez sin mostrar una merma en lo físico, tampoco pudo quedarse con los tres puntos

Sábado 10 de Noviembre de 2018

El rostro de los jugadores lo decía todo. Incluso el mismo Eduardo Domínguez abandonó el estadio a los pocos minutos de finalizado el partido sin hacer declaraciones.

Si bien Colón sumó tres victorias y la misma cantidad de empates en Santa Fe, su pobre cosecha en la ruta y estos últimos tres resultados, con declaraciones entresemana del conductor, abren un futuro bastante lleno de nubarrones para la institución del barrio Centenario.

Cuando el Sabalero pisó el Ducó venía de batir a Newell's y River, ambos por 1 a 0, en partidos cerrados y las expectativas de seguir creciendo. Pero todo comenzó aquel 26 de octubre cuando se fue 2-0 arriba en el primer tiempo contra Huracán y después se desataría la primera de las tormentas. 

Con todo lo que dijo el mismo Domínguez y la repercusión por aquel enojo del Barba, llegaría el momento de pisar el Gigante de Arroyito el pasado domingo para medirse con el agrandado Rosario Central.

La primera mitad aprovechó sus ocasiones, nuevamente de la mano de Javier Correa pero todo se derrumbaría en el segundo tiempo y tal vez, si bien contó con chances ofensivas, resignó dos unidades.

Ahora era el turno de regresar a Santa Fe donde las cosas le fueron de otra manera aunque estos dos puntos que vuelve a resignar lo empiezan a dejar cada fecha más lejos del lote de punteros y elencos clasificados a copas internacionales.

Ganaba 1-0 en el cierre de la primera mitad, el equipo tuvo un instante donde se relajó y la Gata Fernández le tiró más leña al fuego. La paciencia del hincha se agota. Un entrenador que ya salió a abrir una puerta de despedida. Jugadores que se fueron sin hablar a excepción de Zuculini y Correa. Y una sala de prensa vacía sin nadie que ofrezca alguna información respecto al contacto con la prensa.

Colón consume 2018 en un mar de interrogantes, con un par de partidos por disputar, muchos puntos perdidos en el camino y la gran marea de incertidumbre a conocer de qué manera encarará 2019.

¿Te gustó la nota?