Colón perdió un partido importante ante un rival directo pero sabe que todavía le quedan en juego 9 puntos, respecto a aquellos que aún deben dos partidos antes de terminar la Superliga.

Belgrano sabía que tenía una final por delante y así la jugó el Pirata, ante un adversario que puso voluntad, jugó mejor que en otras ocasiones pero se vino con las manos vacías de Córdoba.

Si bien no jugó Javier Correa, a quien bajaron en la previa para preservarlo por una lesión, siempre el DT Eduardo Domínguez se caracterizó por ir cambiando permanentemente sus formaciones iniciales, de acuerdo al criterio propio y las necesidades respecto al rival de turno.

LEER MÁS: Eduardo Domínguez: "Si el presidente piensa eso, es cosa de él"

En este caso, volvió a quedarse afuera de los 11 iniciales Alan Ruiz, el jugador mejor pago del plantel que volvió al club para traer soluciones pero que nunca pudo afirmarse ni encontrar regularidad.

Esta particular situación que se dio en el Gigante de Alberdi, con el ingreso del talentoso jugador a los 35' del segundo tiempo por Guillermo Ortiz, provocó el enojo de su hermana Nadia, quien salió a expresar sus sentimientos en la red social Twitter, atacando al entrenador Eduardo Domínguez, y rápidamente recibió todo tipo de comentarios, mucho de ellos en señal de apoyo.

Básicamente la hermana de Ruiz habló de "dejar el amiguismo de lado y hacer jugar los que realmente quieren jugar". No es la primera vez que se muestra crítica ante las decisiones del estratega, justamente en un momento de la competencia donde Colón no puede equivocarse más si pretende obtener el pasaporte a la próxima edición de la Copa Sudamericana.