"La realidad es que no existen complicaciones, el tema es sentarse a conversar, pero la verdad es que nadie se comunicó conmigo. En su momento hablé con el presidente (José Vignatti) y ambos coincidíamos en el deseo de continuar. Pero después de eso no tuve más diálogo con los directivos no se que decir, porque no hablaron conmigo", manifestó hace un par de días el paraguayo Marcelo Estigarribia, cuando se le preguntó por su continuidad en Colón.

El pasado 30 de junio fue el último día en que el guaraní tuvo contrato con el Sabalero, y más allá de querer continuar en el club no había tenido ningún tipo de contacto con los directivos. Si bien contó que pasaría al club para retirar sus pertenencias, el guaraní siguió entrenando con el plantel ya que Vignatti le prometió que a su regreso al país (se encontraba en Europa) se sentarían para extender su vínculo.

De hecho el exjugador de Newell's y Juventus no pudo jugar ante Ex Alumnos por la Copa Santa Fe al no tener contrato, aunque sí lo hizo frente a Atlético de Rafaela en uno de los amistosos de pretemporada.

LEER MÁS ►► Diego Vera podría alejarse de Colón

Lo concreto es que el jugador se encuentra muy molesto debido a cómo se dilataron los tiempos y todavía no fue convocado para hablar de su futuro. De esta manera, si este fin de semana no tiene novedades tiene pensado no asistir más a los entrenamientos y regresar a Paraguay.

Si bien en la conferencia de prensa que brindó Vignatti hace un par de días para defender la postura del club tras la polémica que se desató con Burrda Sport Argentina (marca que viste al club y que no es la internacional) dijo que no había inconvenientes en la relación con el representante Pedro Aldave, lo concreto es que el empresario también maneja los destinos futbolísticos de Lucas Alario.

LEER MÁS ►► Lo espera con lo mejor que tiene a mano

La relación entre el representante de Estigarribia y Vignatti no estaría atravesando su mejor momento debido a diferencias de pensamiento y criterio en cuanto al dinero que el Sabalero le debía devolver a Bayer Leverkusen en el pase de Pipa.

Las próximas horas serán cruciales para saber si el club acelera las negociaciones para retener a Estigarribia, o bien se alimenta la teoría de la mala relación con Aldave que podrían alejar al paraguayo del Sabalero, con cuyos dirigentes se encuentra molesto por la falta de resolución en cuanto a su futuro futbolístico.