Colón
Lunes 09 de Abril de 2018

Merlos: "Fue la primera vez que viví algo así en mi carrera"

El árbitro contó los motivos por los cuales decidió suspender el encuentro entre Colón y Vélez y destacó que "prioricé la vida de los jugadores y los de mis colegas". Y agregó:"Esto es muy triste y doloroso".

El país está pendiente de lo que ocurrió el pasado sábado en el Brigadier López, cuando el árbitro Andrés Merlos decidió suspender el partido entre Colón y Vélez a los 22' del primer tiempo, luego de que tres bombas de estruendo cayeran en el campo de juego, más precisamente en el sector que en ese momento era defendido por el arquero visitante César Rigamonti.

Ahora se espera que el Tribunal de Disciplina de la AFA emita su fallo, el cual constaría de una dura sanción económica para Colón, como así también la suspensión del Brigadier López por varios partidos, lo que llevaría al Sabalero a tener que alquilar un estadio de la zona para poder jugar de local en sus últimas presentaciones de la Superliga.

Merlos habló con Cadena Oh! sobre lo acontecido el pasado sábado en Santa Fe y comenzó diciendo: "Es muy triste y doloroso lo que pasó para los que amamos al fútbol. No hay otra palabra que lo describa".

En cuanto a la decisión que tomó, justificó: "Fue la primera vez que viví algo así, era un mensaje claro que la barra no quería que continuara el partido. No puedo poner en riesgo la vida de ninguna persona que está a mi cargo, soy la autoridad máxima y recaía sobre mí todo lo que pasara. Si el jefe del operativo no me daba garantías no podía arriesgarme, ya que la vida no se paga con nada, por eso prioricé la vida de los jugadores y la de mis colegas".

También se le preguntó sobre si no le pareció pasiva la actitud de los dirigentes y la policía, y afirmó: "Cuando le pregunté al jefe del operativo si me las daba me dijo que no, avisé, se lo hizo a través de la voz del estadio. También los jugadores, quienes estuvieron predispuestos. Pero vuelvo a repetir que no puedo poner en riesgo a ninguna persona, los agujeros que caían eran muy grandes, era jugar con un límite que no estaba dispuesto a hacerlo. No me quiero meter en el trabajo de la policía, ni cómo me trataron los dirigentes. Si no me daban las garantías para continuar no había mucha vuelta".

Sobre los pasos a seguir, Merlos contó: "Ya cumplí con mi trabajo, que fue elevar el informe al Tribunal de Disciplina, hasta allí llegó mi trabajo. Lo que decida ya no me corresponde a mí. Más allá de que uno trata de conducir un partido también debe velar por la seguridad de toda la gente que involucra al espectáculo".

"Dirigí muchas veces a Colón y nunca viví un problema así. No había indicios de nada, los dos equipos tenían muchas ganas, podría haber sido un partido de muchos goles ya que a sus técnicos les gusta abrir la cancha y tener un juego limpio. Más allá de mi forma de dirigir ya que no me gusta cortar el juego, planeamos un partido hermoso y no se pudo dar", finalizó.