Ovación
Miércoles 20 de Diciembre de 2017

Montero: "En todo momento quisimos negociar y Vignatti nunca quiso hacerlo"

El ex-DT de Colón se refirió por primera vez a la salida del equipo sabalero. "Hay decisiones de las que te podés arrepentir y yo no me arrepiento de ninguna manera", disparó.

Paolo Montero es uno de los entrenadores especialmente invitado al sorteo de las Copas Sudamericana y Libertadores pautado para este miércoles en Luque (Paraguay). En diálogo con radio La Red 97.6 se refirió por primera vez a su salida de Colón: "En Colón nos fue bien por la posición que lo habíamos agarrado y ni qué hablar ahora con Domínguez que están haciendo un campeonato espectacular, la pasé muy bien con la gente, en la calle, con los jugadores generamos una relación muy linda".

Y más adelante, se atrevió a agregar que "nosotros sabíamos que el objetivo era salvarlo del descenso, se logró y lo dejamos cómodos para un torneo más o dos, con esta campaña de Domínguez está de novela, pensando en la Sudamericana, está entre los primeros cinco, hizo una campaña impresionante, me deja contento, terminamos con cierto cariño con ciertos jugadores que están ahí, siempre estamos siguiendo a Colón".

Estaba claro que tarde o temprano debía referirse a su traumática salida de Santa Fe, para finalmente recalar en Rosario, a lo que Montero disparó: "Nunca quise hablar, por respeto a la instituciones y creo que los clubes son más grandes que las personas, por el hecho de que en todo momento primero que estaba en Europa, le expliqué bien a Darrás, después me junté con Vignatti, en la vida me di cuenta que hay que especular y en un futuro no voy a hacer más lo que hice, me tendré que juntar a las escondidas, en todo momento quisimos negociar y Vignatti nunca quiso negociar, tomó esta decisión, fuimos al encuentro que nos citó, no entendió y quiso hacer de todo para que no pueda entrenar más, por suerte soy un trabajador, hoy la política te defiende a muerte, el juicio que me quiso hacer lo gané, fue una decision que tomé, equicovada o no, de juntarme con Central y con Independiente".


Los resultados no fueron los esperados en el Canalla, pero de ninguna manera esto hizo retroceder en su pensamiento al entrenador charrúa: "Hay decisiones de la que te podés arrepentir pero yo no me arrepentí de ninguna manera, Vignatti me llamó cuando estaba en Boca Unidos, le dije que antes iba a hablar con el presidente, se repitió la historia y actué de la misma manera, de repente Boca unidos es un club chico, es la misma historia".

Y en el tramo final, nuevamente reconoció que "es la primera vez que hablo desde que me fui, nunca me la agarraría con un hincha, va paga su entrada, es su camiseta, las instituciones la hacen los hinchas, en ningun momento cuando llegamos con Central a Santa Fe pasó nada, estaba retranquilo, no hice ningún gesto, en cancha de Central y Colón los jugadores hicieron fila para saludarme, eso habla que actué bien. No tengo las 24 horas el micrófono, vengo de otra escuela, no estoy en contacto con la prensa, te cuento mi verdad, después optás por creerme a mí o a la dirigencia de Colón".



A modo de despedida, con un tono particular, expresó: "No actuaría igual, de la misma manera, me juntaría con todo el mundo a escondidas y te mentiría y si no me eligen a mí, me quedó sentado en Colón mintiéndole a la gente. Nosotros quisimos en todo momento negociar y Vignatti nunca lo quiso hacer, ahora está todo en FIFA"