La novela Guillermo Ortiz parecía tener un final feliz, más teniendo en cuenta que los rojinegros iniciaron su competencia, con Copa Argentina y luego Copa Sudamericana. En ocasión del viaje para medirse con Deportivo Morón en cancha de Newell's hubo un acercamiento con los directivos de la Lepra.

El panorama era claro: Colón tiene una opción por el futbolista, considerado bastión de la defensa por Eduardo Domínguez, en tanto Newell's especulaba con la posibilidad de repatriarlo. Entonces comenzaron a plantearse distintas alternativas desde el plano económico, aunque en todo momento reinó el optimismo para que no existan inconvenientes.

Esa tranquilidad en la previa de visitar a Patronato por la Superliga, aparece en el horizonte un nuevo frente de tormenta pues los rosarinos perdieron la paciencia y efectivamente quieren tener en sus arcas el dinero pactado, caso contrario quedarse con Ortiz.

LEER MÁS: La arriesgada decisión que tomaría Domínguez para arrancar la Superliga

En diálogo con cadena OH, el vicepresidente de Newell's, Cristian D'Amico se mostró muy interesado en resolver el tema de Guillermo Ortiz ya que está muy próximo el cierre del libro de pases. "Queremos resolver el tema Ortiz. Hablé con Vignatti, que me dijo que me quede tranquilo, pero el tema no está resuleto".

Colón tiene la prioridad en la negociación del defensor, lo que reportaría a Newell's una entrada de 650.000 dólares o bien la repatriación del jugador, que es muy estimado por Omar De Felippe.

"Ante la necesidad de resolverlo, vamos a estar enviando una carta documento a Colón para resolverlo (NdR: algo que hicieron este lunes)", insistió D'Amico, quien agregó: "Nosotros también tenemos nuestras urgencias y tenemos que actuar de la mejor manera para nuestra institución".

En otro tramo de la charla volvió a insistir que habló con Vignatti el domingo, "cuando venía del partido de Copa Argentina, me transmitió que me quede tranquilo; lo estaría si Colón dijera que hace uso de la opción de manera fehaciente y pague. A las palabras se las lleva el viento, queremos el dinero o el jugador. Colón es dueño de la mitad del pase, le sirve al club ahora, tenemos muy buena voluntad pero se nos viene el cierre del libro de pases".