"Estamos muy felices. Pasamos una instancia muy compleja. El mote de Cementerio de los Elefantes volvió a escribir en sus páginas doradas que San Pablo cayó vencido por penales". Con este fervor se mostró uno de los vicepresidente de Colón, después de la clasificación a los 8° de final de la Copa Sudamericana de este jueves en un colmado Brigadier López.

LEER MÁS: Conmebol confirmó las semanas en las que jugarán Colón y Junior

En diálogo con el programa Cómo Te Va, que se emite en Santa Fe por la 96.7 La Radio del Fútbol en Santa Fe, el directivo resaltó la importancia de seguir haciendo historia en el ámbito internacional pero, a la vez, puso en lo más alto de la consideración al hincha, que acompañó en todo momento para que este presente sea posible: "Colón mueve mucha gente. La gente de Brasil se sorprendió con la cantidad de hinchas que había en el Morumbí. Fueron cerca de 5.000 hinchas, que no es poca cosa. Nosotros estamos en una ciudad muy compleja, de gente humilde, trabajadora y a la que le cuesta ganarse el mango. Nuestra institución está inmersa en personas de mucho sacrificio y por eso estas cosas llenan a todos de alegría".

Respecto a los objetivos, resaltó: "Estamos en cuatro competencias. También peleamos en semifinales de la Copa Santa Fe, fecha que vamos a tener en cuenta, pero priorizando el resto de los torneos. Queremos dar lucha en todos los frentes. Colón tiene un plantel no tan largo, pero con gente de mucha capacidad y recorrida de nivel internacional, que salen a la luz en este tipo de instancias. Sin embargo, Eduardo Domínguez le dio un desarrollo al equipo, donde lo que prima es el conjunto y después los nombres propios. Un día va a sobresalir un delantero, después un defensor, un volante y el arquero. No hay uno, son todos y eso se ve en la cancha. El esfuerzo y la tenacidad que se tiene es lo que lo hacen posible".

LEER MÁS: Colón enterró a otro elefante y agigantó su leyenda en el Brigadier López

Respecto al trabajo que está realizando Eduardo Domínguez en el Sabalero, apuntó: "Es una persona que nos gustó siempre por los antecedentes que tenía. Algo que en su momento nos trasladó un excompañero de él, Iván Moreno y Fabianesi, con quien me une algo muy especial. Hace ya un año y medio que Eduardo está con nosotros y se transformó en un componente muy importante para la mejora de muchas áreas que quizás teníamos un poco abandonadas".

"No trabaja solo como entrenador sino también en una conjunción de ideas para que el club crezca. El fútbol actual está regido por la inmediatez y por eso los resultados ponen en riesgo los proyectos, pero creo que Eduardo es una persona para tener en cuenta en muchas facetas, porque es muy estudioso y pensante. No se deja nada librado al azar y por eso esta clasificación en la Sudamericana no es producto de la casualidad", concluyó.