Miguel Ángel Brindisi se despidió de Independiente con un abrazo al presidente, Javier Cantero, tras haber afirmado que no se discuten las decisiones de los dirigentes de un club.

"No estamos en mitad de tabla del torneo de Primera División. Estamos en la segunda categoría del fútbol argentino. Y estamos mal. Entonces, a momentos excepcionales, soluciones excepcionales", indicó Cantero.

Luego de hablar en conferencia de prensa sentado al lado de Brindisi y una vez que éste se había retirado, Cantero confió que se iniciaron gestiones con el representante de José Santos "Pepe" Romero, de último y prolongado paso por All Boys.

También aclaró que se estudiará exhaustivamente el curriculum de cada postulante, pero sus palabras indican que Romero pica en punta, tras haber llevado a All Boys de la Primera B Metropolitana, hasta la Primera División.

Cantero insistió en que Brindisi se alejó "de común acuerdo" con los directivos y lo fundamentó.

"Entendimos que no había nada mejor que compartir este momento con ustedes, después de que acordamos de común acuerdo el final del ciclo. Hay solamente agradecimientos de nuestra parte", indicó.

"En un momento tan difícil para la institución estuvimos. Como siempre. Y estamos y estaremos, desde otro lado pero deseando que se revierta esto", expresó Brindisi.

Añadió que "es correcto lo que dijo Javier, el club necesitaba un cambio, hablamos con otros miembros de la comisión directiva y acepté".

"Las decisiones se aceptan, no se discuten. Nos propusimos hacer esto. Estar aquí y antes de retirarme darle un abrazo. Después ir a ver a los jugadores. Esto es manejarnos como la gente de bien, a través del respeto y del diálogo. Nos hemos manejado siempre así y mal no nos fue", completó.

Brindisi continuó hablando como un motivador: "Se va a lograr el objetivo. Tiene muy buen plantel Independiente. Muy buenos chicos, muy buenos profesionales. Se va a lograr el objetivo y vamos a estar siempre pendientes".

"Me voy agradeciendo a los colaboradores. A Gabriel Milito, que nos ha ayudado en todo momento, ´Pancho´ Sa, ´Chivo´ (Ricardo Elbio Pavoni), Magán. A todos", expresó Brindisi.

También apeló a la arenga: "Quisiera antes de despedirme pedir el compromiso de todos de sacar a Independiente. Que el domingo esta cancha reviente".

"Nunca me interesó la política ni me va interesar. En la adversidad, más que un insulto, el aliento compromete para sacar adelante una situación", recordó. (NA)