Este jueves el laboratorio público de Río Negro, Profarse en Viedma, anunció que comenzará a producir misoprostol en sus instalaciones a partir del año que viene. El medicamento se utiliza para la interrupción del embarazo y será distribuido en hospitales públicos.

•LEER MÁS: Aborto no punible: cómo se actúa en Santa Fe ante una solicitud de interrupción de embarazo

Según el portal de noticias Río Negro fue la gerenta de la empresa estatal, Marne Livigni, quien precisó que la decisión se tomó luego de un pedido que hicieron concejales del Viedma en el marco del debate, a nivel nacional, del proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE).

Asimismo se informó que el inicio de producción está previsto para el año próximo en virtud de que este medicamento debe pasar por un período de estabilidad, de acuerdo a los protocolos de fabricación de todas las especialidades medicinales en general. Y una vez que se disponga la distribución irá directamente a los hospitales donde los médicos podrán prescribirlo con receta archivada dentro de las farmacias de los hospitales rionegrinos, es decir que no tendrá venta en privado. Además aclararon que el desarrollo de este medicamento se realizará dentro del convenio que ese laboratorio mantiene con la Universidad Nacional de La Plata (UNLP).

Esta iniciativa se suma a la producción que comenzó en marzo de este año el gobierno de Santa Fe de la mano del Laboratorio Industrial Farmacéutico Sociedad del Estado (LIF), donde se fabrica misoprostol con el fin de ser utilizado en los casos de abortos no punibles contemplados por la ley. Actualmente la droga se encuentra en las etapas finales del proceso y estiman que para diciembre estaría disponible.

Días atrás, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) autorizó a un laboratorio nacional a producir comprimidos de misoprostol para uso ginecológico u obstétrico y de venta exclusiva a hospitales. Se trata del Laboratorio Domínguez y lo tendrá listo para antes de fin de año. La medida se tomó el 2 de julio pasado pero se conoció ayer y casi una semana después de que el Senado rechazó la legalización del aborto.