La gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, anticipó que "van a venir meses difíciles" en el país en medio de la escalada del dólar y la incertidumbre económica, aunque aclaró en A24 que también "empieza a ver algunas señales de que va a haber trabajo".

"Creo que van a venir meses difíciles. Todos este cambio en el dólar va a tener impacto en la inflación y en la actividad económica", admitió la gobernadora.

"Venimos viviendo tiempos difíciles y unos tiene que ocuparse y estar cerca de los que más lo necesitan. Estoy destinando la mitad de mi día de trabajo a la calle", señaló Vidal en el mano a mano con Luis Novaresio.

Sobre la suba del dólar, dijo que le preocupa "que haya un traslado de eso a precios, sobre todo los de la canasta básica". Y afirmó: "Creo que el gobierno nacional está trabajando y desde la primera corrida cambiaria el presidente empezó a hacer cambios para poder garantizar que el ajuste no pegara sobre los que menos tenían".

"Llegamos con una situación muy crítica y elegimos un camino de reducción del gasto que no afectara a los que menos tenían", apuntó Vidal.

La gobernadora opinó también sobre el descargo de la expresidenta Cristina Fernández, quien ayer dijo que era "de manual" la nueva indagatoria en su contra por la causa de los cuadernos de las coimas. Al respecto, Vidal dijo que esa actitud le recordaba a "cuando ganamos la elección y decían que habíamos ganado por los medios, que era una especia de conspiración o de algunos sectores interesados". Y agregó: "Cuando hay alguna dificultad que el kirchnerismo no quiere enfrentar, busca explicaciones que subestiman la capacidad de la gente".