El buque noruego "Sophie Siem", con un minisubmarino de la Marina de Estados Unidos para buscar al ARA "San Juan", partió ayer del Puerto de Comodoro Rivadavia a las 14.13, en medio de vientos que soplaban a 90 kilómetros por hora hacia la zona donde estaría el sumergible.

Una hora antes de su partida, la Aduana y la Prefectura Naval terminaron los alistamientos administrativos pendientes tras la revisión técnica que certifica la correcta instalación del minisubmarino en la popa del barco noruego.

A las 13.30, subió al buque la última tanda de la tripulación de la marina de los Estados Unidos, que viajará a bordo de la embarcación.

En condiciones normales de navegación, el "Sophie Siem" debería llegar a la zona de búsqueda y rescate del ARA "San Juan" en 20 horas.

Al momento de la partida, Comodoro Rivadavia padecía ráfagas de viento de hasta 90 kilómetros por hora, hecho que dificultó la salida del buque y puede demorar la llegada a su destino.

La colocación del minisubmarino en la plataforma del buque de bandera noruega comenzó a las 5 de ayer, duró 12 minutos y se logró realizar a pesar de que soplaban vientos de hasta 90 kilómetros por hora, informaron a Télam fuentes de la oficina de Operaciones del puerto de Comodoro Rivadavia.

Anteanoche se realizaron todas las pruebas necesarias para garantizar el funcionamiento óptimo del brazo hidráulico que hará descender al minisubmarino al agua en alta mar, indicaron.

La tripulación estadounidense del "Sophie Siem" había llegado al Puerto de Comodoro Rivadavia a las 8 horas en cuatro combis especialmente fletadas para la delegación.

El minisubmarino provisto por la Marina de los Estados Unidos terminó de ser instalado a bordo del buque de bandera noruega "Sophie Siem" a la madrugada, se sumó ayer al operativo de búsqueda del ARA "San Juan", al cumplirse 11 días de su última comunicación.

El "Sophie Siem", con el submarino a bordo para rescatar a los 44 tripulantes del ARA "San Juan", finalmente zarpó este domingo del Puerto de Comodoro Rivadavia, tras varios días de intenso trabajo para armar la nave y dejar el buque en condiciones.

Durante la mañana, Marcelo Gauna, jefe de Seguridad en el Puerto de Comodoro Rivadavia, confirmó que se estaban cumpliendo con todas las formalidades para que el buque pudiera partir a primera hora de la tarde de ayer a la zona donde están buscando al ARA "San Juan".

"Todo el personal del puerto ha colaborado para que el buque salga lo antes posible. Un trabajo de meses se logró en cinco días", indicó.

A pesar de un intenso viento en el lugar, el minisubmarino fue colocado en una plataforma montada sobre la cubierta del buque.

Personal a bordo del buque realizó pruebas durante toda la noche para garantizar el funcionamiento del brazo hidráulico que hará descender al minisubmarino al agua en alta mar.

Diego Segovia, inspector responsable de la operación de montaje de la estructura que contiene al submarino sobre el buque, también informó que durante la mañana de ayer estaban culminando los trámites administrativos para que pudiera zarpar la nave.

En tanto, la Armada informó ayer desde el Edificio Libertad, en la ciudad de Buenos Aires. que continúan las tareas en alta mar para encontrar a la nave.