“Es un desahogo”

Tras cortar con la sequía de triunfos en casa, el DT Facundo Sava no pudo ocultar su emoción y apuntó a la continuidad del proyecto: “El club tiene que armar un equipo en base a las aspiraciones que quiere tener”, dijo.

Domingo 02 de Junio de 2013

Luego de una rueda sin ganar, la dirigencia tuvo la encomienda de buscar un entrenador que pudiera enderezar un barco que estaba en descenso. Buscó por todos lados y, muchas veces, se topó con la negativa de varios apellidos. Hasta que encontró a Facundo Sava. Ni lerdo ni perezoso, el Colorado, fiel a su estilo tenaz, aceptó el reto y se puso al frente de Unión.

Es verdad que el objetivo de salvar la categoría era una utopía, pero así y todo el DT se dio mañas para intentar torcer la balanza. Y de tanto intentar, ese Muro de Berlín o cuenta pendiente de no ganar en casa llegó a su final luego de la victoria de ayer frente al rival de toda la vida.

Una vez finalizado el encuentro, Facundo Sava concurrió a la conferencia de prensa con su semblante habitual y, sin mayores estridencias, vertió sus primeros conceptos respecto del encuentro: “Jugamos mejor que ellos y de la manera que lo hicimos siempre. Esta vez ganamos manteniendo la misma identidad, la de buscar el arco rival y de ser protagonistas”.

Después de haberse decretado el descenso una semana atrás, el Colorado habló de la importancia que tuvo esta victoria: “Es un desahogo, porque trabajamos mucho, con responsabilidad, con las ganas de ser mejores futbolistas y mejores personas; entonces, si bien todos reconocían el juego, el objetivo que teníamos de salvarnos del descenso no lo pudimos lograr. Por eso, ganar el clásico es una alegría inmensa para todos”.

El comienzo del torneo no fue el más destacado, con lo cual Sava fue ingeniándoselas para poner en cancha a los mejores intérpretes, es por ello que a medida que fueron pasando las fechas afianzó una idea y varios jugadores encontraron su lugar, como Emanuel Brítez, una de las grandes figuras del derby. “Todos los que forman este equipo tiene condiciones de jugar. Lo bueno es que varios de ellos pueden hacerlo en distintos lugares. Eso no sólo me pasó con él (Brítez), sino también con Tarrito (Alejando Pérez), Memo (Fausto Montero), (Brahian) Alemán y Juani (Juan Ignacio Cavallaro). Ésa es una ventaja, contar con jugadores que no se limitan a jugar en una sola ubicación. No obstante, nunca terminamos de ser del todo sólidos para concretar nuestra premisa, que era quedarnos en Primera”.

Al momento de buscar los porqués del triunfo, Sava tuvo las ideas claras: “En general hemos jugado bien casi todos los partidos. Buscando y luchando, pero erramos muchos goles y nos llegaban una sola vez y nos marcaban. En el primer tiempo nos complicaron con pelotazos a las espaldas de los laterales y nos agarraban mal condicionados, por ende en el segundo arreglamos eso. Charlamos un montón de cosas que la compartimos con los jugadores, pero acá hay que ser claros, todo sale de ellos y me gusta que sea así, porque se sienten en la obligación de ser protagonistas. Lo único que nosotros podemos hacer es potenciarlos. Ahora por suerte se nos dio y ojalá que sea el principio de un proceso que depare en el regreso a Primera el año que viene”.

Luego, se lo consultó sobre las sensaciones al escuchar el silbato final de Germán Delfino: “La alegría de por fin ganar en esta cancha, de sacarnos ese peso de encima. Muchas cosas positivas nos genera pero, por otro lado en los tiempos buenos también hay que saber reconocer las cosas que hicimos mal y, en base a eso, poner toda la energía en el futuro”.

En el final, no se autoexcluyó del proyecto, pese a no tener definida aún su continuidad: “El club tiene que armar un equipo en base a las aspiraciones que quiere tener. Lamentablemente se van a ir varios jugadores, con lo cual habrá que reemplazarlos. Entonces ahí habrá que ver cuáles son los objetivos y sentarnos a charlar. Lo haremos esta semana y, si vamos por el mismo camino, continuaremos con la idea”.

¿Te gustó la nota?