El reto del preservativo volvió. ¿En qué consiste? En grabarse metiéndose un preservativo por la nariz y sacándolo por la boca, informa The Washington Post.El reto nació en 2007 y entonces ganó popularidad en las aún incipientes redes sociales, pero parece haber regresado con fuerza recientemente.

Los especialistas médicos no ocultan su preocupación por la arriesgada iniciativa, según el portal Live Science. Introducir este objeto por las vías respiratorias puede causar irritación de la nariz, garganta o pulmones. Además, hay peligro de asfixia, agrega el profesor estadounidense, Bruce Y. Lee a Forbes. "Un preservativo podría fácilmente quedarse atascado en la nariz o garganta, bloqueando la respiración y causando la asfixia", subraya.

Al comienzo de este año, se hizo viral otro reto peligroso que consiste en comer cápsulas de detergente de la marca Tide con sabor a fruta después de que se popularizara una serie de memes que los describen como "fruta prohibida". Evidentemente, no deben ingerirse nunca productos químicos destinados a la limpieza. Si se mastican o se tragan, las cápsulas pueden provocar quemaduras en boca, labios y esófago, mientras que la membrana sintética soluble que contiene el líquido puede afectar gravemente al sistema nervioso central.

DiarioUNO.com.ar