Ovación
Martes 19 de Septiembre de 2017

Huracán volvió a los trabajos con tres averiados y dos recuperados

El plantel quemero retomó los entrenamientos tras la victoria frente a Gimnasia en La Plata, con el aquero Marcos Díaz y los delanteros Diego Mendoza y Fernando Coniglio en duda para el cotejo ante Unión. En tanto, Pablo Álvarez y el ecuatoriano Julio Angulo ya están a disposición del DT Gustavo Alfaro

El plantel de Huracán retomó este martes los entrenamientos luego de la victoria ante Gimnasia y Esgrima La Plata por 3-1, como visitante, con el arquero Marcos Díaz y los delanteros Diego Mendoza y Fernando Coniglio averiados.

El arquero, una de las figuras del "globo", sufrió un golpe en la rodilla derecha y se entrenó diferenciado en la práctica matutina que se llevó a cabo en La Quemita.

Lo mismo sucedió con Coniglio, que no pudo completar el partido por una sobrecarga en el recto anterior del muslo izquierdo, y fue reemplazado por Diego Mendoza, quien también terminó con una distensión del ligamento lateral interno de la rodilla derecha.

Tanto Díaz como Coniglio no tendrían problemas para estar en el duelo del sábado próximo ante Unión, como local, por la 4ª fecha de la Superliga, mientras que Mendoza tendría para dos semanas de recuperación.

En el parte médico del plantel quemero ya no figuran el defensor Pablo Alvarez (recuperado de un desgarro en el bíceps femoral de la pierna derecha) y el mediocampista ecuatoriano Julio Angulo (injuria miofibrilar en gemelo izquierdo).

Ambos formaron parte de los partidos de fútbol en espacios reducidos junto con el grupo que formó parte del partido jugado anoche en La Plata y ya están a disposición del cuerpo técnico para el compromiso del sábado a las 14.05 en el estadio Tomás Adolfo Ducó ante el tatengue.

El plantel se entrenará mañana desde las 9.30, a puertas cerradas, y luego hablarán con la prensa Fernando Coniglio y Nazareno Solís.