No es fácil enseñar el alfabeto a los más pequeños, sin embargo la curiosa tarea que dio una maestra salteña indignó a los padres. Para enseñarles la letra "M", la docente de utilizó la palabra "mear", que, según la Real Academia Española, viene del latín "meare" y es la forma vulgar de decir "orinar".

"Mi mamá muele" y "Mi papá mea" fueron las oraciones que puso la maestra en el ejercicio para que los chicos identifiquen la consonante y dibujen la acción.

"El deber no está en ningún manual sino en una fotocopia que la maestra les entregó a los chicos en la clase. Nose si la directora estará al tanto pero a mí me parece una falta de respeto", aseguró la mamá de una alumna a La Gaceta de Salta.