Judiciales
Viernes 22 de Septiembre de 2017

Irá a prisión un agente que ultimó a un joven que había robado un comercio de barrio Candioti

Así lo dispuso el juez Octavio Silva, quien esta mañana hizo lugar al pedido de los fiscales que investigan el homicidio de Walter Alarcón, un joven que se tiroteó con agentes de la Seccional 3ª tras el asalto a una rotisería de Belgrano y Bulevar Gálvez.

Con fundamentos que serán dados por escrito, el juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Octavio Silva, ordenó la prisión preventiva, por treinta días, para Emiliano Navarro (26), el agente que el 11 de marzo del 2016 ultimó a un ladrón que luego de robar en una rotisería de Candioti Sur se tiroteó con la fuerza policial.

El dictamen judicial hizo lugar a lo solicitado por los fiscales del caso, Cristina Ferraro y Ezequiel Hernández, y a los querellantes en la causa, Federico Robinau y Federico Lombardi, del Centro de Asistencia Judicial (CAJ). Ambas partes además pidieron que se tenga en cuenta y se fije audiencia para que el testigo que narró cómo fue el suceso preste declaración y que sus dichos sean tenidos en cuenta como un anticipo jurisdiccional de prueba de cara a lo que será el juicio.

La medida a cargo de Silva no hizo lugar al pedido de la defensa del imputado, Martín Risso Patrón, quien cuestionó la acusación de la Fiscalía y a su vez pidió, como medida alternativa a la cárcel, que Navarro permanezca bajo la guarda de su padre o en su defecto permanezca detenido con arresto domiciliario.

Alarcón fue impactado por una bala en la zona temporal derecha y falleció en el hospital José María Cullen en la madrugada del 12 de marzo.

alarcón.jpg

• LEER MÁS: Falleció el ladrón que había sido herido tras cometer un asalto en Barrio Candioti

Por homicidio calificado
La medida cautelar establecida por Silva se dio en el marco de una audiencia desarrollada en la Sala 3 del subsuelo de tribunales. Allí, pasadas las 8.30, el fiscal del área de Violencia Institucional, Exequiel Hernández, previo a comenzar a debatir la prisión preventiva, le atribuyó a Navarro otros delitos: privación ilegítima de la libertad y falsedad ideológica.

Los mismos tuvieron lugar en 2014 e hicieron hincapié en que Navarro trasladó a ocho jóvenes por el artículo 10 bis y que cuando estos llegaron a la comisaría debieron permanecer arrodillados, en una situación a la cual el fiscal calificó como "humillante". Posteriormente, el funcionario judicial acusó al suboficial de haber ordenado a los jóvenes a ingresar al calabozo para desvestirse. A su vez, el otro cargo atribuido fue un tiroteo que tuvo un compañero de Navarro contra un grupo de personas.

En cuanto al homicidio de Alarcón, la fiscal Ferraro explicó que, pese a que en su momento el hecho se presentó como un tiroteo entre el agente y Alarcón, en los últimos meses surgió un testimonio que cambió el eje de la investigación.

Dicho testimonio es el de un trapito identificado como A. D., el cual tras ser convocado por los abogados del CAJ, declaró en Fiscalía lo que vio aquella noche. El mismo sostuvo que tras el tiroteo vio cómo Navarro –al cual dijo conocer por el apodo de "Jackie Chan"– ejecutó a Alarcón en Maipú, entre Las Heras y Alvear, cuando este ya había arrojado el arma que llevaba consigo y que utilizó para tirotearse con los agentes de la fuerza luego del robo a la rotisería Shambalá (Belgrano al 3500).

• LEER MÁS: Imputaron a un policía por la muerte de un ladrón que robó en barrio Candioti

El testimonio que empaña el accionar de Navarro en el suceso de aquella noche surge ya que el testigo se dirigió hasta la zona donde fue ultimado Alarcón debido a que pensó –tras el cruce de disparos que se dio en Belgrano y Bulevar– que quien se enfrentaba con los policías era su sobrino, que también oficia como trapito en esa misma cuadra.

Dio su versión
Navarro por su parte declaró en la audiencia y sostuvo que aquella noche se dirigió hacia la rotisería tras accionarse, en ese local, el botón antipánico. Acompañado por otro agente llegó hasta el comercio y se encontró con el delincuente huyendo del lugar.

En esa línea, dijo que trató de alcanzar a Alarcón y cuando casi lo logra retener, el joven de 17 años le respondió con disparos provenientes de su revólver Doberman calibre 32, los cuales causaron un momento de extrema tensión en los comensales que se encontraban en otro restó ubicado en la esquina de Bulevar y Belgrano.

Seguidamente, Alarcón se colocó detrás de un árbol y volvió a disparar, por lo que el agente desefundó su arma reglamentaria y efectuó algunos disparos de manera "preventiva". El ladrón salió corriendo y huyó por Castellanos hasta llegar a Las Heras. Allí dobló hacia el norte y dobló por Maipú en sentido este, donde al llegar a mitad de cuadra –según el agente– Alarcón apuntó y terminó siendo impactado con una bala 9 milímetros en la zona del temporal derecho.

"Estaba intentando retener a una persona", explicó Risso Patrón al respecto y agregó: "Mi cliente no tendría que estar detenido".

Represalia
Por el testimonio del trapito que incrimina al personal policial, los fiscales investigan además una serie de disparos recibidos en el domicilio del testigo, ya que el pasado 12 de septiembre, cuatro sujetos llegaron a su vivienda y dispararon en cuatro oportunidades.

En este sentido, el testigo sostuvo que ese violento episodio que ocurrió en su vivienda, fue a raíz de haber declarado en la Fiscalía su versión de los hechos ocurridos en el barrio Candioti. En consecuencia, el mismo permanece con custodia policial tanto de la Policía Federal como de Gendarmería.

Cabe señalar que desde el Programa Nacional de Protección de Testigos le recomendaron que abandone la provincia de Santa Fe de manera preventiva.

Fundamentos por escrito
El fallo emitido esta mañana por el juez Silva ordenó que Navarro permanezca en prisión preventiva hasta tanto se realice el anticipo jurisdiccional de prueba para que el testigo declare y ese testimonio pueda ser utilizado en el juicio.

En tanto, el magistrado le puso un plazo de treinta días a los fiscales para que dicha medida procesal se lleve a cabo en los tribunales.