Judiciales
Viernes 10 de Noviembre de 2017

Otorgan la libertad a una mujer imputada en el asesinato de su pareja

Así lo resolvió el juez Nicolás Falkenberg tras considerar que el episodio se dio en el marco de violencia de género y en legítima defensa. El caso tuvo lugar en la ciudad de Coronda en julio de este año.

El juez de la Investigación Penal Preparatoria (IPP), Nicolás Falkenberg, ordenó que una mujer que mató a su pareja sea liberada tras comprobarse que el violento y fatal episodio se dio en medio de una legítima defensa.

El caso tuvo lugar en una vivienda de Sarmiento 800 de la ciudad de Coronda (departamento San Jerónimo). Allí resultó fallecido Raúl Cantero, de 33 años, con una puñalada en la noche del 22 de julio pasado.

Por el hecho, terminó siendo detenida su pareja, N.L., alias "Luna", la cual fue imputada dos días después en tribunales por homicidio calificado por el vínculo en carácter de autora. Sin embargo, 48 horas después de la imputación, el día de la audiencia de prisión preventiva, se resolvió que la mujer quede bajo la medida cautelar de prisión domiciliaria ya que las partes entendieron que el violento hecho se dio en el marco de la violencia de género.

• LEER MÁS: Apresaron a una mujer que habría asesinado a su marido


El pasado miércoles, en una nueva audiencia de medida cautelar celebrada en los tribunales penales de Santa Fe, la defensora oficial de "Luna", Silvina Corvalán, solicitó que su defendida obtenga el beneficio de la libertad y deje de estar bajo la prisión domiciliaria.

Para pedirlo, la defensora volvió a presentar que el hecho por el cual "Luna" fue acusada de matar a su pareja se dio en un contexto de violencia de género sostenida en el tiempo por parte de Cantero.

En este sentido, la defensora del Servicio Público Provincial de la Defensa Penal tuvo en cuenta las evidencias presentadas por el personal de la Secretaría de Género de la Universidad Nacional del Litoral, los cuales acompañaron a "Luna" desde que se inició el proceso judicial.

Ante tal situación, el juez Falkenberg resolvió que la mujer corondina quede en libertad y transite el proceso judicial con medidas alternativas a la prisión preventiva.