Un niño de 8 años está en observación en el Hospital San Roque de Paraná tras ser mordido por una víbora en zona de La Picada.

El pequeño se encontraba jugando junto a su perro en su vivienda cuando fue atacado por la víbora, publicó UNO Entre Ríos.

El can, luego del hecho, logró dar caza y matar al ofidio. Esto permitió que la serpiente pudiera ser correctamente identificada, y de esta manera, aplicado el suero antiofídico correcto en el nosocomio.