Pionera

Cecilia "Chechu" Comer será la comentarista de Patronato-Unión por La Radio de UNO

Como periodista invitada analizará por FM 106.3 el choque entre el Tate y el Patrón, con el relato de Guillermo Schmidt

Viernes 05 de Marzo de 2021

Tiene 34 años, un largo camino en medios y una pasión ferviente por el deporte. Cecilia “Chechu” Comer, santotomesina, se convertirá este domingo en la primera mujer en comentar un partido de fútbol masculino en la ciudad de Santa Fe. Chechu analizará Patronato - Unión, que chocarán el domingo desde las 19.20 y se podrá seguir por FM 106.3 La Radio de UNO, con el relato de Guillermo Schmidt.

“Es una oportunidad única en lo personal y creo que también está muy bueno para que más chicas puedan sumarse a este trabajo”, reflexionó en diálogo exclusivo con UNO Santa Fe.

“Desde el momento que terminó el partido de Unión contra Lanús me entraron todos los nervios”, dijo riendo, pero aseguró que se está preparando diariamente, viendo los partidos con otra óptica y escuchando los análisis técnicos.

Chechu, recibida de Comunicadora Social en la Universidad Nacional de Entre Ríos, opinó: “Hay un montón de mujeres capacitadas en Santa Fe que ya tienen una carrera y una trayectoria profesional importantísima y a veces los medios no le dan el lugar que merecen. Está bueno que se pueda visibilizar esta situación y que más chicas se animen a participar”.

Chechu Comer Cecilia UNO radio.jpg
Chechu Comer, a la derecha, junto Guillermo Schmidt y Camila Gómez en La Mañana del UNO, el programa radial de UNO Santa Fe emitido de lunes a viernes de 7 a 9 por la 106.3.

Chechu Comer, a la derecha, junto Guillermo Schmidt y Camila Gómez en La Mañana del UNO, el programa radial de UNO Santa Fe emitido de lunes a viernes de 7 a 9 por la 106.3.

Su carrera

Nacida el 19 de junio de 1986, Cecilia, mejor conocida como Chechu, se recibió en 2012 de Comunicadora Social en la Uner. Aseguró que es “una alegría enorme” la posibilidad de comentar el partido Patronato - Unión ya que es parte de su búsqueda profesional trascender la conducción del programa televisivo.

Luego de ocho años trabajando en un magazine local, en 2014 comenzó a trabajar con Rodrigo Villarreal en la productora de ATP y Rueda de Prensa. “Ahí ya sí me metí de lleno en los medios hablando de política, entretenimiento, deporte, de todo un poco. En 2016 concursé para entrar a 5RTV y desde entonces estoy conduciendo el noticiero deportivo”, resumió.

“Tuve la posibilidad de trabajar en cancha pero ahora se da el combo ideal: poder comentar y estar en la radio, que para mí es el medio más hermoso que hay y que extraño un montón”, expresó sonriente y agregó: “Para el futuro planeo seguir metiéndome en el mundo del deporte, me encantan las transmisiones deportivas. Sé que son largas y muy agotadoras pero es un cansancio lindo después de un trabajo que una tanto quiere”.

Rompiendo barreras

En 2020, luego de 50 años de transmisiones televisivas, una mujer fue contratada por primera vez para comentar un partido de la Selección Argentina de Fútbol masculino. Ángela Llerena se convirtió en la primera argentina en cubrir el campo de juego de la selección nacional en TV abierta, y ahora es el turno de Chechu Comer de abrir el camino en la provincia de Santa Fe.

“Además de una satisfacción personal es una responsabilidad muy grande”, opinó la periodista. “Siempre ver a alguien que lo hace antes, nos ayuda a todas”.

“Cuando me lo ofrecieron charlaba con mi familia y decía «qué hago, me encantaría pero...». El pero siempre está”. Si bien es conductora hace cinco años y está acostumbrada a la exposición en medios, sus dudas tenían que ver con toda la violencia que se ve en redes y el machismo presente en el ambiente del fútbol argentino.

“Sigo a periodistas mujeres de trayectoria nacional y por ahí veo que ante un comentario que realizan o una foto que postean estando en campo de juego, automáticamente el insulto es el comentario violento, «que haces ahí», «salí de ahí»”, explicó Chechu. “Si ellas, como Ángela Llerena, que son personas que tienen ya una trayectoria enorme en los medios de comunicación y en el fútbol, las insultan del modo que las insultan, ¿qué me queda a mí que recién estoy arrancando?

Sin embargo, inspirada por “todas las luchas que venimos teniendo las mujeres” aseguró que hay que hacer oídos sordos si una está convencida de lo que quiere: “Si una está feliz con lo que hace, finalmente hay que romper con estas estructuras que no nos dan posibilidad de ser”.

Además, reflexionó: “Por ahí ves a otras referentes que ya lo hicieron y me puse a pensar que ellas también tuvieron su primera vez, y la sociedad de ese momento era mucho más complicada que esta. Entonces, si ellas lo hicieron, ¿por qué no yo?”.

“Cada una puede ver a alguien que lo haya hecho antes y si alguien lo ve conmigo, no solamente sería un honor y un orgullo sino una alegría para todas”, dijo esperanzada.

Fútbol y machismo

Según Chechu, con el fútbol femenino se empezaron a romper las estructuras machistas y muchas chicas que hacían o hacen periodismo deportivo se inclinaron hacia el fútbol femenino. “Creo que más allá de la estructura de los medios de comunicación, que en el deporte sigue siendo mayoritariamente compuesta por varones, el público es muy severo en determinadas apreciaciones, conceptos u opiniones”.

Y precisó: “Las mismas palabras vienen de una mujer y automáticamente llueven los comentarios negativos. Hay mujeres que tal vez no se animen a ese tipo de exposición. Pienso que más que nada además de romper con esta cuestiones de los medios y la presencia masculina en el periodismo deportivo, también pasa por nosotras de animarnos a estar”.

Chechu aseguró que mira TyC Sports, ESPN, Fox y que cree que todas las chicas que trabajan ahí lo hacen con excelencia. Citó el ejemplo de Morena Beltrán que “con tan solo 21 años realmente tiene una preparación enorme. Vino a taparle la boca a todos”.

“A veces no es fácil que los varones puedan reconocer que una mujer sepa de fútbol tanto o más que ellos”, concluyó.

“En mi casa se respira fútbol”

“Tengo toda una familia futbolera, fui a la cancha desde chica". Nunca tuvo trabas para desarrollar su amor por el deporte y pudo jugar de chica y de grande sin prejuicios. “Es un deporte y como todo deporte cualquiera puede jugarlo. Son creencias que la sociedad tiene que terminar para que la persona sea feliz”.

“Mi hija empezó a jugar con pelotas desde que camina”, contó sobre Guadalupe, de tres años.

Además agregó: “El fútbol es el deporte más popular, el primero al que uno se acerca desde la visual, no me imagino mi vida sin fútbol. Vivo la pasión de uno de los equipos de la ciudad con muchísima fuerza y bueno lo acompañé desde muchísimos lados, desde la tribuna, desde la voz del estadio, entonces todo me genera mucha emoción”.

Tatengue confesa, recalcó que le alegra que a los equipos de Santa Fe les vaya bien. “Me parece que está bueno para la ciudad y para seguir alimentando ese folklore sano santafesino que también está tan presente en la sociedad”.

Embed

Chechu aclaró: “Soy partidaria de que todo periodista tiene una inclinación a un equipo de fútbol que no está mal que se cristalice, siempre y cuando el desarrollo de las tareas diarias se haga con profesionalismo”.

“Porque sea de Unión no voy a dejar de reconocer lo bien que está jugando Colón, ni un periodista que sea un militante sabalero vaya a reconocer cuando Unión gana de justa manera –opinó Chechu. Tampoco por ser de Unión voy a elogiar algo que evidentemente no está funcionando. Pasa por tener una cuestión de honestidad consigo mismo y para el oyente que sigue cada una de las instancias”.

Violencia de varones

Consultada sobre su expectativa como mamá en un mundo tan desigual, Chechu confesó: “Cuando me hicieron la ecografía de control y nos dijeron que era una nena fue una alegría enorme pero el pensamiento inmediato que me vino fue realmente de mucho miedo. Toda esta cuestión de la lucha de mujeres visibiliza un montón de situaciones que antes existían pero tenían otro nombre. Y a raíz de esta visibilización uno ve cada vez más y más violencia y muerte y la verdad que a mí me aterra”.

“A mi hija (con mi marido) tratamos de educarla siempre en el respeto hacia ella misma, desde ahora que es chiquita, hablándole mucho; creo que en algún momento nos va a entender. Con la esperanza de hoy las mamás que están también en la misma lucha comienzan a educar diferente a sus varones”, dijo Chechu, emocionada.

Siguiendo esta línea, reflexionó: “Por más que nosotras, mamás de nenas, tenemos que educarlas en el valor del respeto, en el «no es no», en la autoaceptación y en un montón de cosas, creo que la mayor tarea es de las madres y padres de varones, ahí realmente va a ser el cambio si empezamos a educar a los varones de una manera distinta, de no tener hijos violentos. Ahí creo que todas vamos a poder vivir un poco más tranquilas”.

“Si no cambiamos la forma de educar y de entender al mundo no va a haber cambio posible”.

Por otro lado, sobre la violencia en el mundo futbolero, Chechu agregó: “El fútbol en nuestro país mueve pasiones y creo que tenemos que empezar a racionalizar esas pasiones. Creo que es lo que más nos cuesta.”

“Es inentendible que después de un clásico, que lo he visto, que afuera de la cancha pase una moto con una moto con una camiseta del equipo contrario y 60 personas se vayan arriba de la moto a pegarle. Es inentendible la irracionalidad que hay en determinados momentos del fútbol argentino, que mueran hinchas por situaciones así”, comentó.

Chechu destacó: “Hay un entramado de poder enquistado con los poderes políticos de turno y no es una situación fácil de resolver, pero en lo que respecta a cada uno tenemos que tratar de racionalizar tanta pasión, calmar un poco las aguas”. “Vivamos el juego con alegría”, finalizó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario