Es una pretemporada totalmente atípica para Central, esta del verano de 2018. Es que arrancará el semestre demasiado pronto como para quemar las naves desde lo físico, ya que el miércoles 24 completará el partido pendiente de la 11ª fecha con Independiente, en Avellaneda. Por eso, que el primer amistoso sea ante el subcampeón de la última Copa Libertadores (más allá que apelará a varios suplentes) y con el formato oficial de dos tiempos de cuarenta y cinco minutos, con TV incluida (en realidad, para los que pueden pagar el cable y el codificado), va en sintonía con esa necesidad canalla de adaptarse rápidamente a la competencia. En ese sentido, parece demasiada exigencia de entrada pero está acorde a lo que vendrá.

¿Y qué se puede decir de esta nueva etapa? Para empezar, que la inicia con un cuerpo técnico nuevo. Más allá de la muy buena presentación de Leonardo Fernández en su interinato a finales del año pasado, con triunfos resonantes en Córdoba, ante Boca y Newell's en el Gigante, esa seguidilla le sirvió para diplomarse de entrenador de primera y ahora será el momento de mostrar su valía. Con continuidad. Y luego, hay que referirse a un plantel que sufrió algunas bajas y que tuvo una sola alta, por cierto de enorme significado no sólo en Central sino en el mercado argentino. Sin dudas, la llegada de Néstor Ortigoza fue (y es) resonante, más allá de la sensación de que el nuevo técnico precisa algo más.

Se sabe que Central está detrás de un zaguero, que se intentó la repatriación de Jesús Méndez en otro puesto, el de volante, y poco más. Con uno, o tal vez dos refuerzos, el club de Arroyito se retirará de los pases pese a que se fueron jugadores en puestos que necesitan recambio. Por ejemplo, en el arquero carece de experiencia con la salida del Ruso Rodríguez, más allá de que está claro que el titular es Jeremías Ledesma, que tiene una buena edad (24 años) pero le falta rodaje en primera. También partió José Leguizamón, que no colmó las expectativas, ni están como alternativas Gustavo Colman, Sebastián Romero o Elías Gómez, aunque el 3 aún está en el club.

Pero más allá de eso, no hay dudas de que los once que saldrán a la cancha hoy en el estadio Brigadier López, donde los nuevos dueños de la TV llevaron el partido bajo el título de Copa de Verano Schneider, salen de memoria. Sí habrá algunos recambios de nombres en el banco. Por ejemplo, Emilio Di Fulvio será el arquero suplente, Luciano Recalde será el zaguero alternativo, Andrés Lloi el volante por afuera suplente y Joel López Pissano (realizan su primera pretemporada en primera) el posible reemplazante de los volantes ofensivos, completados por los "conocidos" Leonardo Gil, el chileno Alfonso Parot que hoy aparece relegado pero tenido en cuenta, y Germán Herrera. De los once entonces, la gran novedad sería precisamente la presencia de Ortigoza.

Central no ofrecerá en cancha muchas cosas distintas, ya que está parte de la base con la que llegó a pelear cada año por cosas importantes, aunque siempre Ortigoza puede romper las presunciones. Con ella buscará enderezar el rumbo en la Superliga, donde la viene remando desde muy atrás y por eso los tres triunfos seguidos de fin año apenas lo catapultaron al 21° lugar en la tabla.

Y también pasar la primera fase de la Copa Sudamericana en un mano a mano con San Pablo, que cerrará en mayo en el Morumbí. Para afrontar eso, donde el objetivo será no sólo pasar de ronda sino quedar entre los 11 primeros que le aseguren otra clasificación copera para 2019, este amistoso le viene bien.

Central deberá entender, por supuesto, que es un amistoso al fin de cuentas y no quemar las naves de entrada porque lo importante vendrá en dos semanas. Pero sí tomarlo como un buen banco de pruebas.

Jugó y guardó a varios titulares

Lanús jugó ayer a la mañana con Villa Dálmine y luego del almuerzo viajó a Santa Fe, donde quedó alojado en el predio de Colón. Algunos de los que igualaron 0 a 0 con el Violeta de Campaña estarán hoy en el Brigadier López, aunque todos ellos irán al banco. Por lo pronto, el equipo de Ezequiel Carboni, el DT que reemplazó a Jorge Almirón, no definió los once y muchos titulares habituales no estarán ante Central, como el arquero Andrada, Pasquini, Román Martínez, Marcone, Denis y Lautaro Acosta. La defensa sí estará casi completa.

El plantel granate regresó el viernes de Pinamar donde hizo la parte dura de la pretemporada y ayer mismo ya le dio a la pelota, formando con varios de los titulares que quedaron, ya que emigraron José Sand, Ignacio Canuto, Maxi Velázquez, Nicolás Aguirre, Facundo Castillón y Diego Braghieri del equipo subcampeón de la Libertadores. Los once de ayer fueron Esteban Andrada; Gabriel Carrasco, Nicolás Thaller, Santiago Zurbriggen y Nicolás Pasquini; Román Martínez, Iván Marcone y Gastón Lodico; Marcelino Moreno (luego Gonzalo Di Renzo), Germán Denis (Joel Martínez) y Lautaro Acosta. De ellos viajaron Thaller, Zurbriggen, Lodico, Moreno.

Penales

En caso de empate, y como en cada partido veraniego está en juego la Copa Schneider, habrá definición desde el punto penal.

En consecuencia, las probables formaciones de ambos equipos serán las siguientes:

Rosario Central: Jeremías Ledesma; Paulo Ferrari, Fernando Tobio, Mauricio Martínez y José Luis Fernández; Washington Camacho, Maximiliano González, Néstor Ortigoza y Federico Carrizo; Germán Herrera y Fernando Zampedri. DT: Leonardo Fernández.

Lanús: Nicolás Avellaneda; Leonel Di Placido, Marcelo Herrera, Rolando García Guerreño y Maximiliano Cáceres; Tomás Belmonte, Matías Sánchez y Fernando Barrientos; Lucas Vera, Bruno Vides y Matías Rojas. DT: Ezequiel Carboni.Arbitro: Fernando Rapallini.

Estadio: Colón, de Santa Fe.

Hora: 20,10.

TV: TNT Sports.