Ovación

CRAI regresa lentamente a la normalidad

El dirigente de CRAI, Esteban Gastaldi, resaltó la importancia de la vuelta de la actividad en rugby y en hockey, lógicamente con el respeto a los protocolos

Sábado 13 de Marzo de 2021

CRAI es una de las instituciones que volvió a cobrar el movimiento habitual a partir de la vuelta de la actividad a su predio de la autopista. A pesar de la pandemia y las dificultades que generó, en la familia Gitana nadie se quedó de brazos cruzados, y por eso se hicieron muchas obras, lo cual no hace más que permitir afianzarse en todos los sentidos.

En lo deportivo, la primera semana de febrero marcó el regreso de las actividades deportivas del plantel superior y las divisiones juveniles, y recientemente las infantiles. También el hockey pudo comenzar a desarrollar sus entrenamientos, con los protocolos que deben respetarse, y jugar ya de manera oficial el torneo organizado por la Asociación Santafesina.

Una de las personas que trabaja mucho y silenciosamente es el ingeniero Esteban Gastaldi, quien siempre se lo puede ver con el overol a disposición de su querido CRAI. Actualmente es miembro de la comisión directiva, pero durante mucho tiempo ocupó el trascendente cargo de capitán general, y ahora pasó a ocupar una silla en el concejo directivo de la Unión Santafesina de Rugby.

"La vuelta a la actividad fue con mucha alegría, entusiasmo y un gran optimismo, sobre todo por la abstinencia de tantos meses sin poder tener actividades competitivas en el club. Estamos confiados en que podamos mantener esto y que no tengamos volver atrás" comenzó expresando el ingeniero Esteban Gastaldi a UNO Santa Fe.

El integrante de la comisión directiva de CRAI sostuvo que "los jugadores, el año pasado, a medida que se fueron abriendo los protocolos, habían tenido la apertura de los entrenamientos, con los protocolos requeridos. Pero al no haber competencia eso generó una deserción de jugadores, sobre todo en los planteles superiores".

El excapitán general Gitano remarcó que "en juveniles creo que un poco por la falta de asistencia a los colegios, por esa falta de posibilidad de juntarse, por lo que, en ese sector, infantiles y juveniles, había mucha más predisposición de los chicos a venir a entrenar, aunque no hubiese competencia oficial".

crai2.jpg
Gastaldi forma parte de la comisión directiva de CRAI, y ahora pasó a integrar el concejo directivo de la Unión Santafesina.

Gastaldi forma parte de la comisión directiva de CRAI, y ahora pasó a integrar el concejo directivo de la Unión Santafesina.

"Las infantiles del CRAI ya arrancaron sus actividades, hay un buen número de jugadores, igual o superior al del año pasado. Suma para que el club tenga mucho movimiento es el contar con la cancha de hockey sintético. Genera un movimiento importante, es lo que todos queremos, que el club vuelva a su plenitud, al igual que todos los clubes de la Unión Santafesina, y que lo más rápido posible se pueda regresar a cierta normalidad", destacó el recientemente designado integrante del Concejo Directivo de la Unión Santafesina de Rugby.

A pesar de la pandemia, en el CRAI las obras no se detuvieron. En ese sentido, el Gringo Gastaldi, comentó que "el año pasado se aprovechó mucho para adelantar algunas obras que estaban pendientes, como el gimnasio que está debajo de la tribuna de la cancha principal, los anexos que tenemos incorporados, los cuales son dos. Trabajamos en la mejora del suelo, y el sembrado del pasto, que son cosas importantes. Los predios anexos están pegados al club, el segundo está más alejado, pero se hicieron movimientos de suelos. Con lo cual el club sigue buscando brindar más espacio, y en ese sentido es el que trabajamos".

No solamente obras y la cuestión deportiva reducida se hicieron el año pasado, sino que la oportunidad sirvió para apostar a la solidaridad. "El club, a partir de que no podía haber ninguna actividad, todos los estamentos del club estuvieron involucrados, desde rugby infantil al plantel superior, y lo mismo en el hockey, cada uno a su tiempo fue haciendo actividades de colaboración con la sociedad. Por eso fuimos generando un vínculo con el Movimiento Los Sin Techo, específicamente en los comedores de Alto Verde, donde había gente del club colaborando desde antes, hemos cocinado para que la gente tuviese una ración de comida extra".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario