Eduardo Berizzo está curado del cáncer de próstata que le diagnósticaron a fines del año pasado y "no será sometido a ningún otro tratamiento: ni quimio ni radioterapia", según afirmó el periódico Marca.

El Toto, de 48 años, hizo una "vida normal" a pesar de la enfermedad, y se quedó viviendo en España a la espera de los resultados de los análisis posteriores a la extirpación del tumor.

Ahora, Berizzo está listo para afrontar un nuevo desafío como DT. Su última experiencia fue Sevilla: el club lo despidió en diciembre con el argumento de "malos resultados", aunque parece difícil separar esa decisión de la enfermedad que afectaba al DT.

Un dato curioso sobre el alta médica del Toto es fue Betis (y no Sevilla) el que celebró las buenas noticias y lo felicitó a través de su cuenta de Twitter.

Fuente: TyC Sports