Es conocido que el papa Francisco es aficionado al fútbol. Además de ser hincha de San Lorenzo, el sumo pontífice hace permanentes alusiones a este deporte.

Esta vez, mientras rezaba el habitual Angelus en la Plaza San Pedro, Francisco alentó a los brasileños presentes tras la eliminación en manos de Bélgica.

"Veo banderas brasileñas. Saludo a los brasileños y ánimo, será para la próxima vez", dijo Bergoglio.