El volante de Argentinos Juniors, Gastón Machín atraviesa un momento complicado debido a la salud de su hija recién nacida, Rufina.

El jugador fue licenciado por el cuerpo técnico que conduce Alfredo Berti porque su niña, nacida el último martes, está con graves problemas de salud.

En el mediodía de este martes, el experimentado jugador agradeció el apoyo de los hinchas y e informó a la prensa que Rufina evoluciona favorablemente.