En una muestra de clase absoluta, Andrés Iniesta anotó su primer gol en el fútbol japonés en su tercer partido con la camiseta del Vissel Kobe.

Tras iniciar la jugada en su campo, el volante español acompañó la jugada por el medio hasta que fue habilitado en su entrada al área. Allí, con un control delicioso que dejó al zaguero desairado, enfrentó al arquero, lo dejó en el camino y empujó la pelota al gol.

Con ese exquisito tanto de Iniesta, el Vissel Kobe abrió el marcador ante Júbilo Iwata y terminó celebrando el triunfo por 2-1. De todos modos, con 32 unidades sigue lejos de la punta, que está en manos del Sanfrecce Hiroshima, con 48.