Ovación

La selección de básquet comienza un sueño Mundial

Con Campazzo recuperado, el seleccionado argentino debuta en el grupo B ante Corea del Sur.

Sábado 31 de Agosto de 2019

El seleccionado argentino comienza hoy su camino en un nuevo Mundial de Básquet, competencia que se disputará desde hoy hasta el 15 de septiembre en China. El equipo nacional, conducido por el bahiense Sergio Hernández, ya no ostenta el mote de candidato que supo tener desde el 2004 cuando se consiguió el oro en los Juegos Olímpicos de Atenas. Sin embargo, Argentina llega con el objetivo de hacer un buen mundial tras la medalla dorada que se consiguió en los Juegos Panamericanos.

El conjunto albiceleste, quinto cabeza de serie en el sorteo, debutará ante Corea del Sur, en el marco de la primera fecha del grupo B. El partido se llevará adelante en el estadio Wuhan Sports Centre, de la ciudad de Wuhan, a las 9.30, con transmisión de la Televisión Pública y de TyC Sports.

Argentina arriba al Mundial con el objetivo de pasar la primera fase, a diferencias de las ediciones anteriores en las que llegó como uno de los candidatos a la medalla, y finalmente contará con el base Facundo Campazzo, quien sufrió un esguince en el tobillo derecho el pasado lunes en un amistoso contra Rusia.

“Saber que Facundo ya se está entrenando, no sé si de igual a igual, pero en parte con nosotros es una alegría para el equipo y para él”, valoró Hernández en la previa.

Además del conductor de Real Madrid de España, el entrenador tendrá en sus filas al bonaerense Nicolás Laprovíttola y al marplatense Luca Vildoza como recambios, si el encuentro lo permite. De esta manera, Argentina arrancaría con Campazzo, Nicolás Brussino, Patricio Garino, Luis Scola y Marcos Delía.

En tanto, Corea del Sur es el rival más débil de la zona aunque hizo una buena clasificación (10 victorias y dos derrotas), siendo segundo en su grupo, detrás de Nueva Zelanda.

Su principal figura es el pivote estadounidense nacionalizado surcoreano Ricardo Ratliffe (26,7 puntos (60% dobles), 12,5 rebotes, 1,8 asistencias y 1,7 tapones por encuentro en las Eliminatorias).

El único antecedente en un Mundial se dio en Canadá 1994, con una victoria argentina por 105 a 83, con una gran labor de Marcelo Nicola -25 puntos- y el Pichi Campana -22 unidades-.

Scola, por el récord

El capitán argentino, Luis Scola, jugará desde hoy su quinta Copa del Mundo, con el objetivo de erigirse en el segundo máximo anotador en la historia de estos torneos ecuménicos.

El jugador de Shanghai Sharks y goleador del representativo albiceleste (2581 puntos alcanzados en 157 encuentros oficiales) reúne en sus anteriores participaciones en Mundiales (Indianápolis 2002, Japón 2006, Turquía 2010 y España) un acumulado de 573 tantos.

La mejor producción anotadora del experimentado ala pivote, de 39 años y surgido en Ferro, se dio en Turquía 2010, cuando consiguió 37 puntos en el triunfo sobre Brasil (93-89), para acceder a cuartos de final.

Una de las misiones del ex jugador de Indiana Pacers, Toronto Raptors, Phoenix Suns, Houston Rockets y Brooklyn Nets, todos de la NBA, será entonces desalojar de la segunda colocación de esa tabla histórica al escolta australiano Andrew Gaze.

El retirado ex jugador de los San Antonio Spurs intervino en cuatro Mundiales (España 1986, Argentina 1990, Canadá 1994 y Grecia 1998) y convirtió un total de 594 unidades.

Mucho más lejos, y prácticamente inalcanzable, figura el ex alero Oscar Schmidt (61 años), quien conquistó 904 tantos para el seleccionado de Brasil, en seis Copas del Mundo, entre Filipinas 1978 y Grecia 1998.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario