El técnico de la selección nacional Jorge Sampaoli eludió a la prensa, este miércoles en su arribo al aeropuerto internacional de Ezeiza procedente de Madrid, junto al resto de la delegación argentina.

Sampaoli salió por pista para evitar la inquisitoria periodística después de la abultada derrota por 6 a 1 ante España, que completó la serie de amistosos que se había iniciado el viernes último en Manchester, con el triunfo frente a Italia (2-0).

En el vuelo que arribó a Ezeiza a las 20.28, junto al seleccionador nacional llegaron el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino, Claudio Tapia; los jugadores del medio local que participaron de la gira, Maximiliano Meza y Fabricio Bustos (Independiente), Lautaro Martínez (Racing), Pablo Pérez y Cristian Pavón (Boca Juniors); el entrenador del seleccionado Sub 20, Sebastián Beccacece, y el resto de los componentes del cuerpo técnico.

Todos ellos partieron de inmediato hacia el predio de la AFA, ubicado en las cercanías del aeropuerto, para compartir la cena y retirarse después cada uno a sus respectivos domicilios, para que los jugadores se reintegren mañana a sus respectivos equipos.