Ovación

"No me molestaron para nada las palabras de Leo"

El DT de la Selección Argentina, Alejandro Sabella, no quiso polemizar con Messi en la conferencia de prensa, pero dijo: "No cierro ninguna puerta; el esquema madre es 4-3-3, pero si tenemos que cambiar, vamos a cambiar".

Viernes 20 de Junio de 2014

No me molestaron en absoluto sus dichos". Con esa frase Alejandro Sabella dejó atrás la polémica con Lionel Messi, que esta semana admitió que al plantel no le gustó el esquema que eligió el DT para afrontar el primer tiempo del debut mundialista, ante Bosnia.

"Son cosas que (Messi) ya las había dicho. Le preguntaron cómo le gusta jugar y lo ha dicho. No hizo más que reiterarlo, con mucho respeto y es algo que ya sabíamos. Vivimos en un clima de cordialidad, de respeto, hay un gran espíritu de grupo: a mí no me molestó para nada", indicó Sabella.

El director técnico dejó en claro que "el esquema madre" de la selección argentina es el 4-3-3 pero no descartó la posibilidad de volver a cambiar en el futuro. "Puedo equivocarme, por supuesto", resaltó. Y analizó: "Si uno no cambia, es un testarudo y si lo hago soy un débil".

Argentina superó 2 a 1 a Bosnia en su debut mundialista. En los primeros 45 minutos, el entrenador paró un esquema conservador, con cinco defensores. En el entretiempo cambió, volvió al 4-3-3 que utilizó en la mayoría de los partidos de las Eliminatorias y la Selección subió su nivel de juego.

La decisión del entrenador (antes y durante el partido) generó críticas y especulaciones. Hay analistas que creen que fueron los jugadores los que le marcaron al DT que debía cambiar el esquema en medio del partido. Dicen que la reacción de Sabella es un signo de debilidad y que la relación con el plantel quedó comprometida. Otros, en cambio, destacan que el entrenador no se quedó atado a una idea inicial y tuvo claridad para cambiar el rumbo del partido.

Lo más llamativo fue que luego de los 90 minutos, las principales estrellas del equipo salieron en cadena a criticar el plantel que había escogido el entrenador. Y un día después, cuando ya habían bajado las pulsaciones del partido, Lionel Messi lanzó en una conferencia de prensa: "Somos Argentina, no nos tiene que importar el rival".

Este sábado, la Selección jugará su segundo encuentro de la Copa del Mundo ante Irán. Será a las 13, hora argentina. Allí parará el clásico 4-3-3, con: Romero, Zabaleta, Garay, Fernández, Rojo; Gago, Mascherano, Di María; Messi, Higuaín y Aguero.

¿Te gustó la nota?