Maravilla Martínez entrenaba para filmar un documental en el que simulaba un pelea profesional y se dio cuenta de que su cuerpo respondía bien: fue ese trabajo que provocó el entusiasmo del quilmeño a tal punto que pidió la renovación de su licencia para pelear. La Federación Argentina de Boxeo dio el ok.

La noticia fue confirmada por el propio entrenador de Maravilla, Tinín Rodríguez, al sitio A La Vera del Ring. "'¡Que la liamos, te digo que la liamos!', me dice a cada rato y yo me río y le pido calma. Ahora se está entrenando como es él: de manera disciplinada, a tope, como si fuera a pelear.

Tinín reveló que Maravilla, si sigue con estos buenos indicios, podría volver antes de fin de año. La última pelea de Martínez fue ante Cotto el 7 de junio de 2014. Fue KOT en el 9° round.