Ovación

Sobraron las emociones pero faltaron los goles: Colón igualó 0 a 0 ante River

El primer tiempo fue muy bueno y el Sabalero mereció ponerse arriba en el marcador, sin embargo en la segunda etapa decayó el rendimiento del equipo conducido por Eduardo Domínguez y el trámite fue más parejo.

Domingo 25 de Junio de 2017

El Sabalero cerró un torneo que a todas luces resulta positivo, dado que cuando arrancó esta temporada el equipo estaba ubicado en la 24ª posición de la tabla de los promedios y a nada menos que cuatro puntos del último equipo que perdía la categoría. Y el final lo encuentra con 49 puntos en la 11ª posición clasificando a la Copa Sudamericana. De allí la satisfacción por lo hecho en este certamen, sobre todo por lo logrado en el 2017 con siete triunfos consecutivos y una victoria en el Clásico en condición de visitante.

Por eso si bien en la etapa final fue bajando su rendimiento y decayendo en lo numérico (ganó un solo partido de los últimos ocho) nadie puede desconocer que el objetivo se cumplió con creces y que se terminó logrando más de lo que se pensaba cuando se inició este 2017. En consecuencia este empate con River en nada empañó todo lo bueno que consiguió Colón y de allí los aplausos y el reconocimiento por parte de los hinchas para este plantel.

En cuanto a lo que fueron los 90' disputados en el Brigadier López, Colón salió decidido a llevarse por delante a River, presionando bien arriba, con mucha movilidad en la zona media y transitando muy rápido la zona media para sorprender al Millonario. Fue así, que al cabo de los primeros 45' el Sabalero fue superior a su rival y lo más justo hubiese sido que se vaya a los vestuarios ganando.

Pero eso no sucedió por la muy buena actuación del arquero Augusto Batalla y la falta de contundencia dado que Colón llegó en varias oportunidades al arco de River pero no pudo concretar. Christian Bernardi dispuso de tres chances claras ingresando por el costado derecho. En dos de ellas Batalla le ganó el duelo y en la restante cuando ya el arquero no podía hacer nada fue Gonzalo Montiel quien despejó el balón en la línea.


No obstante, la más clara para el Sabalero llegaría en el final de la primera etapa cuando se jugaban 44'. Un gran pase de Nicolás Leguizamón dejó a Nicolás Silva mano a mano con Batalla, el Mosquito definió muy bien por encima del arquero pero le balón rebotó en el travesaño. El rebote le quedó nuevamente a Silva pero su cabezazo fue controlado por el 1 millonario.

A esa altura era una verdadera injusticia que Colón no estuviera ganando el partido, aún cuando River dispuso de dos situaciones muy claras por intermedio de Lucas Alario y Marcelo Larrondo pero en ambas Jorge Broun respondió con notable seguridad. Más allá de esta circunstancia, Colón redondeó un muy buen primer tiempo al que únicamente le faltó el gol.

La segunda etapa fue muy distinta ya que Colón no tuvo el ritmo ni la presión que ejerció en los primeros 45' y en consecuencia River se adelantó unos metros, manejó mejor la pelota y por eso el partido se jugó más lejos del arco de Batalla. De este modo, el Sabalero ya no fue tan vertical para atacar y por ese motivo no abundaron las opciones de gol.

Dio la sensación que el conjunto local había hecho el gasto en el primer tiempo y que se había quedado sin resto como para ganar el partido. En el balance está claro que las mejores chances las generó Colón, pero por Batalla y la impericia para definir no logró su cometido.

Colón sumó una cantidad de puntos muy importantes que le permiten estar tranquilo pensando en el futuro y con el objetivo de disputar la Sudamericana del 2018, pero antes quedan seis meses en donde se pondrá como objetivo ser protagonista en el torneo que arrancará en agosto. Este lunes Eduardo Domínguez se juntará con los directivos para evaluar la situación pensando en el armado del plantel, teniendo en cuenta que algunos futbolistas emigrarán y llegarán otros, bajo la consigna de conformar un equipo competitivo que siga dándole alegrías a los hinchas.

¿Te gustó la nota?