El seleccionado argentino de rugby Los Pumas se encuentra desde el pasado domingo en la ciudad de Santa Fe esperando el segundo test match de la serie ante Gales. El cotejo se desaarrollará en el estadio Brigadier López del Club Atlético Colón.

El elenco nacional tuvo un martes muy intenso, con doble turno de trabajo, en el CRAI, en donde se comenzó a perfilar el probable equipo que jugará la revancha. Uno de los jugadores claves en el equipo argentino es el entrerriano Marcos Kremer.

Formado en el Club Los Espinillos de Concordia, el Colo, tuvo un paso acelerado desde aquella primera convocatoria a Argentina XV en 2016, luego pasó a jugar el Mundial M20 de aquel año en Manchester, Inglaterra. El buen rendimiento que mostró con Los Pumitas, le dió la chance de ser citado para comenzar a trabajar con los Jaguares.

En la actualidad es una pieza clave en el elenco de Daniel Hourcade, y en la tranquilidad del hotel de campo de Colón, el entrerriano le dijo a Ovación que "Estamos un poco golpeados por la derrota en San Juan, pero bueno, ya estamos enfocados en la revancha, hemos tenido dos días de buenos entrenamientos, y con muchas expectativas para hacer un buen papel el fin de semana en Santa Fe".

En cuanto a los puntos flojos demostrados en San Juan, comentó que "creo que Gales nos sorprendió en los puntos de contacto, nos habíamos propuesto ganarlo, y creo que lo perdimos. Nos teníamos mucha fe, apostamos a lograr un buen resultado, pero lamentablemente después no se nos dio".

"Ahora lo que tenemos que hacer es mantenernos en el sistema de juego, en lo que nos propone el Huevo Hourcade, sabemos que si hacemos lo que entrenamos, se puede y seguramente estaremos bien. Después hay que mejorar la defensa, ya que tuvimos varios tackles errados. Otro punto que debemos pulir es la anticipación en los rucks, nos hacían lentas las pelotas, y eso es como que nos desconcentró", señaló Kremer, sobre lo que viene el fin de semana en Santa Fe.

En relación al choque disputado en tierras cuyanas, explicó que "fue un duro partido, con Jaguares veníamos bien, pero cambió porque nos topamos con el rugby europeo, que es un poco más complicado, más lento, no lo supimos controlar, por ahí pensamos que no iba a tener tanto ritmo. No supimos controlar la defensa, se metían en los rucks, hacían lenta la pelota, y ese es el rugby que tenemos que pensar para jugar con estos equipos".

También opinó que "Esta derrota no se olvida tan fácilmente, pero lo que si queremos es cambiar la imágen, que sabemos que podemos, por eso estos dos días se ha entrenado muy duro, tenemos que preparar un test complicado, pero tenemos las condciones para hacerlo".

Finalmente, el polifuncional fowards argentino, ya que juega de segunda ó tercera línea, destacó que "Estamos cerca de mi provincia que es Entre Ríos, seguramente habrá gente de mi club Los Espinillos que vendrá a alentar a Los Pumas, y el mensaje es que sepan que nosotros dejamos todo. Dentro de la cancha salimos vacíos, se de ó no se de, pero igual seguimos trabajando para mejorar y para hacer las cosas bien en la revancha del fin de semana".