Ovación

Un apuntado por Eduardo Domínguez

El delantero Agustín Bouzat que viene de jugar en Defensa y Justicia está en la carpeta del entrenador sabalero. Su pase pertenece a Boca y es por eso que ya hubo algunas conversaciones con la dirigencia xeneize, aunque el Halcón de Varela pretende retenerlo para jugar la Sudamericana.

Lunes 03 de Julio de 2017

Su pase pertenece a Boca, pero como tantos otros jugadores que no tienen continuidad en un equipo grande son prestados a otras instituciones para que adquieran continuidad. Este es el caso de Agustín Bouzat quien se sumó a Defensa y Justicia en enero del 2016 y firmó un contrato por un año y medio.

Debutó con la camiseta del Halcón de Varela el 7 de febrero en la 1ª fecha en el empate como local ante Unión por 2 a 2 y ese día marcó su primer gol en Primera División. En ese certamen jugó ocho de los 16 encuentros ya que era su debut en la máxima categoría del fútbol argentino.

Por lo cual su consolidación definitiva, se produjo en el último campeonato del la mano del entrenador Sebastián Beccacece quien lo incluyó en todos los cotejos del certamen, al punto tal de tener asistencia perfecta disputando los 30 partidos y marcando dos goles (Lanús y Temperley).

Fue una de las figuras que tuvo Defensa y Justicia en su mejor campaña en Primera División dado que se ubicó en la 10ª posición con 49 puntos por encima de Colón ya que tuvo mejor diferencia de goles y de esta manera clasificó a la Copa Sudamericana del 2018.

Tras su muy buen torneo, Eduardo Domínguez lo apuntó para reforzar el plantel sabalero y por ese motivo los dirigentes rojinegros se pusieron en contacto con la dirigencia xeneize dado que el pase del delantero pertenece a Boca. Sucede que también Defensa pretende retenerlo, habida cuenta que está disputando la Sudamericana y el 27 de julio debe jugar la revancha en Brasil ante el Chapecoense.

Por ese motivo, habrá que aguardar los próximos días para saber si Bouzat continúa en Defensa o si tiene la chance de ponerse la camiseta rojinegra. Las gestiones comenzaron y ahora depende de la dirigencia de Boca que debe bajar el martillo y definir el destino del jugador nacido en Bahía Blanca hace 23 años.

¿Te gustó la nota?