Ovación

Una historia que emociona: "Él es feliz dentro de una cancha"

Nelda, la mamá de Marcos Vera, el chico de 12 años con síndrome de Down que cumplió el sueño de marcar un gol en Liga Santafesina con la camiseta de Ciclón Norte de Cayastá, se emocionó al ver a su hijo ser parte de este deporte como uno más. "Espero sirva como ejemplo", dijo

Lunes 26 de Junio de 2017

El fútbol es una pasión del multitudes. Genera amores y odios, pero por sobre toda las cosas, un amor incondicional que nos hace lleva a ser cosas inimaginables. Esta historia está ligada íntimamente con el deporte más popular del planeta y tiene como protagonista a Marcos Vera, un chico de 12 años de Cayástá con síndrome de Down, que el domingo pasado cumplió el sueño de hacer un gol, en este caso en la Liga Santafesina.

Forma parte del club Ciclón Norte y es cobijado y respetados por todos como uno más. Pero para Marcos, el 25 de junio quedará grabado afuera para todo la eternidad, ya que le hizo su primer tanto a Colón, equipo de quién es hincha, sin embargo la emoción pudo más y lo gritó con alma y vida.

La connotación de esto lo que significa el fútbol en su vida, ya que no solo es su hobby sino también un fue su medio social de integración y aprendizaje. Muchos no nos damos cuenta de la magnitud, pero este caso no plasma un poco todo lo que tiene para darnos.

En diálogo con LT10, la mamá, Nelda, contó detalles de cómo sucedió todo, además de enaltecer el trabajo y los valores de los profesores del club para hacerlo sentir una satisfacción incalculable: "Soy la mamá de Marcos Vera, que ayer (por el domingo pasado) frente a Colón en la categoría 2004 de Liga Santafesina cumplió el gran sueño de hacer un gol".

"Marcos es un nene con síndrome de Down, tiene 12 años, va a 6° grado, le encanta el fútbol y no le gusta la escuela (risas). Vivimos a 20 metros del club Ciclón Norte, somos como vecinos, y desde que empezó a caminar está más metido en el club que en la casa, porque va cuando practican las inferiores, al igual que Primera y Reserva. El jugó en 2015 en un encuentro amistoso realizado en Santa Rosa de Calchines donde salieron campeones y, a partir de ahí, lo integraron", contó la mamá, que además tiene otro tres hijos, siendo Marcos el menor.

LEER MÁS: Marcos metió un gol que jamás olvidará

"Nosotros les estamos muy agradecidos a los profesores que lo integraron, incluso siempre entra a jugar un ratito en los partidos. Aunque no la toque, él es feliz dentro de la cancha y poniéndose la camiseta. Cuando lo integraron, no lo hicieron como un nene con discapacidad sino como cualquier otro. Como no le gustaba practicar y hacer ejercicio no lo ponían, entonces de a poco fue dándose cuenta e hizo lo mismo que el resto. Así fue como lo integraron y se nota la felicidad que tiene", agregó.

Seguidamente, dentro de la emoción lógica, narró como se dio todo para que hoy sea noticia en todo Santa Fe: "Lo de ayer (por el domingo) fue algo grandioso, no solo para él sino para nosotros también. Faltaba poquito para terminar el partido. Colón le ganaba 5-0 a Ciclón y le tocó entrar a Marcos. Nosotros estábamos cerquita del arco sin imaginarnos lo que pasaría. En una jugada, le dan el pase a Marcos y el número seis de Colón le hizo señas a sus compañeros para que lo dejen venir, también al arquero. Fue ahí como quedó de frente y le pegó bien fuerte. Así fue como hizo su gol. Aplaudieron los chicos y dirigentes de Colón, y mucho más la gente de nuestro pueblo, que lo conocen desde que nació. Saben como es y hasta se transformó en la mascota del club".

"Lamentablemente no pudimos filmarlo o sacarle fotos, porque no había nada armado. El gesto que tuvo Colón fue extraordinario y ojalá sirva de ejemplo para todos, que el fútbol tiene que ser esto. Ni hablar que se le permitiera integrarse al club pese a ser un chico con discapacidad. Todos festejaban con él. Cuando terminó el partido le regalaron una camiseta", manifestó.

Pero la cosa no quedó ahí: "Después, le mostraba a todos la camiseta y hasta contaba como había parado la pelota antes de hacer el gol. Ni hablar del festejo. Encima cuando le preguntaban cosas, como que se hacía el cancherito (risas)".

Uno de los detalles que no pudo ser pasado por alto es a quién le hizo el gol: "Él es hincha de todos los equipos, pero tiene su sangre más que nada de Colón. Fanático del Bichi Fuertes. El fútbol fue muy importante para él, no solo como deporte y medio de integración, sino para aprender. Gracias al fútbol aprendió los colores, los números y otras cosas más. Lo malo es que no le interesa nada de la escuela si no hay nada de deportes (risas)".

También, hizo una reflexión de la sociedad en la que vivimos y en la que el fútbol también tiene injerencia: "Hay muchas situaciones que pasan en Ciclón, diferentes, porque el sábado en el partido de Primera fue agredido el árbitro Nicanor, que tiene una discapacidad en habla y, lógicamente, fue suspendido. Un hecho muy lamentable. Y después al otro día pasó este hecho tan lindo a mi hijo. Por eso muchas veces pienso que mal estamos. Desde ya eso que paso fue repudiable".

En el final, pidió: "Espero que este momento tan feliz de Marcos sirva como ejemplo. Solo hay que tener paciencia y también saber luchar en este camino para ellos salgan adelante".

¿Te gustó la nota?