Ovación

Unión perdió su invicto en casa ante Barrio Parque

Los cordobeses se impusieron 91-84 en el Ángel Malvicino, con destacadas actuaciones de Rossi y Kelly. El capitán Zilli fue lo mejor del Tate

Jueves 01 de Noviembre de 2018

Unión cosechó su segunda derrota en tres presentaciones, la primera en condición de local de la Liga Argentina de Básquet, al perder 91-84 en el Ángel Malvicino contra Barrio Parque de Córdoba.

Con Zilli como referencia (10), los rojiblancos hirieron en el aro rival en el cuarto inicial, aunque nunca se pudieron escapar. Los rompimientos de Guerra y Kelly no tuvieron solución y el ingreso de Rossi empezó a darle rédito a los de Lotterio. Las ofensivas le ganaron a las defensas y el alto 28-27 para el Tate cerró el segmento inicial.

En el segundo cuarto, el dueño de casa le dio descanso a sus iniciales y optó por Jaime, Borsatti, Godoy, Bandeo y Alloatti, pero no encontró respuestas ni adelante y mucho menos atrás. Rossi fue imparable (12), Reinaudi (7) con sus penetraciones estuvo picante y en 5′ clavó un parcial de 15-2 que resultó determinante para administrar la diferencia e irse 51-41 a los camarines.

Embed

De nuevo en pista la formación base, Unión mejoró en defensa, pudo en minutos contener a Guerra y Kelly, impedir los picks directos con Mikulas o Rossi y de repente entre Pato Rodríguez, un decidido Marozzi cada vez que encaró el aro más una ráfaga del pibe Jaime (4) acortó la brecha. Barrio Parque pareció sentir el cansancio de haber jugado el día anterior en Paraná y muchos titulares, especialmente los perimetrales se cargaron de faltan. Con el juego 65-67 los rojiblancos tuvieron dos chances de pasar al frente en el minuto final del tercero. Rodríguez falló un triple y en la última corrida Guerra con una penetración más falta sentenció el 70 a 65.

Zilli y su momento descomunal, con Marozzi como ladero eran el modo de llegar al descuento y con intenciones de llegar a un final cerrado. Guerra dejó la cancha en el mejor momento y Kelly tomó las rindas con un par de penetraciones fabulosas. Pero el ex-Unión también se fue a falta de 2′. Las pérdidas (21) fueron un punto más que negativo pues los rojiblancos remando y con la soga al cuello equivocaron los caminos en pos de torcer el rumbo. Parque con muchos altos y entre Reinaudo y Rivata subiendo la bola lo definió con un posteo de Mikulas más un par de libres de Oberto.

En ese largo camino, a sabiendas de una temporada larga donde todos tienen que aportar, esta vez se notó el desbalance quinteto titular (74 puntos, 29 rebotes) con la banca (10 puntos, 0-6 en triples, 6 rebotes) frente a un rival trabajado pero diezmado que tuvo una buena lectura y se va feliz en la gira por el Litoral argentino.

Embed

¿Te gustó la nota?