El lunes, alrededor de las 20, un hombre encontró a su hijo de un año y nueve meses llamado Juan José Saucedo en la zona de bañados del barrio Paprosky. Efectivos de la Comisaría 20ª de Monte Vera que también lo buscaban, lo trasladaron hasta el hospital protomédico Manuel Rodríguez, adonde fue revisado por los médicos de la guardia que constataron que el bebé había fallecido como consecuencia de un paro cardiorrespiratorio.

Investigación

Ayer, antes de las 20, personas que viven en inmediaciones de la esquina de Los Teros y Los Colibríes, denunciaron que una mujer de 30 años había dejado a su hijo en el patio de la vivienda, y cuando fue a buscarlo no lo encontró. Entonces, pidió ayuda y algunos vecinos llamaron al 911. Minutos después arribaron agentes de la Comisaría 20ª, que se sumaron al rastrillaje en toda la zona.

Posteriormente, el padre del pequeño, un hombre de 33 años, halló a su hijo a 300 metros de su casa en una zona de bañados, adonde se acercaron los policías que convocaron a una ambulancia, pero como esta no llegaba, decidieron trasladar al bebé en el patrullero al hospital protomédico Manuel Rodríguez, pero cuando llegaron y los médicos revisaron al nene constataron que había fallecido como consecuencia de un paro cardiorrespiratorio.

Informaron la novedad a la jefatura de la Unidad Regional I, y estos hicieron lo propio con el fiscal en turno del Ministerio Público de la Acusación, que ordenó la realización de todos los peritajes criminalísticos de rigor, para establecer la secuencia histórica del suceso.